Despliega el menú
Economía
Suscríbete

EL FUTURO DE OPEL

Figueruelas cumplirá la previsión de producir más de 400.000 vehículos en 2011

El director general de General Motors España, Antonio Cobo, ha afirmado que el futuro inmediato de la planta de Figueruelas es «tranquilizador» y que se cumplirá la previsión de producir más de 400.000 vehículos este año.

El director de GME, Antonio Cobo durante una reunión con el presidente aragonés Marcelino Iglesias
GM España mantendrá los ERE pese al aumento de la producción
DGA

El director general de General Motors España, Antonio Cobo, ha afirmado que el futuro inmediato de la planta de Figueruelas es «tranquilizador» y que se cumplirá la previsión de producir más de 400.000 vehículos este año.

Así lo ha indicado en su intervención, en la primera edición de la Feria Motormecánica, en una mesa redonda junto al director de la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (ANFAC), Luis Valero, y el consejero de Industria del Gobierno de Aragón, Arturo Aliaga.

«El futuro inmediato es un futuro tranquilizador» y la planta no tiene por qué preocuparse «a corto plazo», ha insistido Cobo, quien ha apuntado, respecto a un futuro a 30 años, que eso está en manos de la propia factoría, internamente y desde el apoyo del entorno.

Ha destacado que en enero se han producido 35.000 vehículos y algo más en febrero y que la previsión es alcanzar un volumen de más de 400.000 este año.

El futuro  automóvil ecológico

En su intervención, ha destacado además que el futuro del automóvil pasa por la electrificación porque comporta un rendimiento mejor que el hidrógeno, y GM ha apostado por un modelo de autonomía extendida, el Ampera, fabricado en Estados Unidos y a corto plazo sin perspectiva de que la planta de Figueruelas intervenga en su producción.

No obstante, ha comentado la demanda dirá si es necesaria su fabricación en Europa. Valero, por su parte, ha repasado la situación del sector y las perspectivas de futuro, con una previsión de producción de vehículos en su conjunto para este año de 2.451.559 frente a los 2.889.703 de 2007, mientras que las matriculaciones continuarán mal y no se elevarán hasta que la economía no crezca por encima del 1,5 por ciento, mientras que el empleo se calcula este año en 306.000 puestos en todo el sector frente a los 495.797 de hace cuatro años.

Ha valorado la poca conflictividad que ha habido «a pesar de la que ha caído», y ha apuntado que en el peor momento de producción, en marzo de 2009, había expedientes de regulación de empleo aprobados para 40.000 de los 72.000 trabajadores de las 18 plantas que hay en España, 4.000 de extinción.

Recuperar los niveles de producción y estabilizar o recuperar el mercado son los retos del sector en España, que tiene que aprovechar la demanda de los coches que produce, los pequeños, además de potenciar un mercado local «fuerte» y «entrar de lleno» en el desarrollo de nuevas tecnologías para vehículos más ecológicos.

No obstante, ha opinado que «todo el mundo es verde para cobrar las subvenciones», no por ser un «héroe de Greenpeace». Por su parte, Aliaga ha dicho que el sector de la industria de la automoción en Aragón es "fuerte, sólida y bien posicionada", aunque "no se puede quedar dormida", y el futuro de GM España pasa por los acuerdos del plan de reestructuración entre la empresa y los trabajadores, que han sido "ejemplares".

Etiquetas