Economía
Suscríbete por 1€

El lunes abre al público la nueva sede del Ministerio de Economía en Zaragoza

Ha costado 25 millones de euros y albergará a 300 funcionarios del Catastro, la Abogacía del Estado y el INE, entre otros servicios

Mudanza este fin de semana en el edificio de la calle Albareda de Zaragoza, junto a Hacienda.
El lunes abre al público la nueva sede del Ministerio de Economía en Zaragoza
esther casas

Este fin de semana ha habido mudanza en Hacienda. Mañana se abrirá al público la nueva delegación del Ministerio de Economía en Zaragoza, situada en el número 18 de la calle Albareda, junto a la actual que compartía con la Agencia Tributaria. El traslado ha obligado a muchos funcionarios a pasar la tarde del viernes y el sábado llevando papeles y parte del mobiliario que se ha aprovechado del edificio contiguo, a través de una puerta provisional que comunicaba ambos.

 

Unos 300 funcionarios ocuparán la nueva delegación de ocho plantas (más tres de garaje) y 27.000 metros cuadrados construidos, en la que se han invertido 25 millones de euros. En la vieja sede seguirá estando, ahora en solitario, la Agencia Tributaria con sus 450 funcionarios para atender a los contribuyentes en las declaraciones de impuestos.

 

En el nuevo espacio ya funcionarán mañana los servicios de atención al público del Catastro, Tesoro Público, Clases Pasivas, Información y Registro, junto al Tribunal económico-administrativo y la Abogacía del Estado.

Ahorro en alquileres

"Para nosotros supone la culminación de un deseo que teníamos de poder prestar un mejor servicio al ciudadano", explicó ayer Carlos Pastor, delegado del Ministerio de Economía y Hacienda, durante la mudanza. Y sin duda, más espacio en un edificio moderno y luminoso, que supondrá "a medio y largo plazo una reducción de costes generales", dijo. Los primeros, los 600.000 euros que se pagan al año en los alquileres de las oficinas distribuidas por la ciudad, destacó Pastor.

Dentro de tres semanas se trasladará la dirección territorial de Comercio, ahora en el pasaje Palafox, y los últimos en llegar serán los funcionarios del Instituto Nacional de Estadística (INE), instalados en el edificio Trovador, y que podrían retrasarse hasta después de Navidad. Zaragoza se convierte en una de las pocas delegaciones del Ministerio que cuenta con un único edificio.

 

Y ha costado. Las obras se han prolongado durante cuatro años, tras varios retrasos provocados por el hallazgo de restos arqueológicos (luego descartados), la falta de personal por la demanda de la Expo y la crisis, que ajustó el presupuesto. En este plazo hasta ha habido relevo al frente del ministerio, con la salida de Pedro Solbes, que en un principio se pensó que podría acudir a la inauguración. De momento, no se sabe si habrá algún acto oficial.

 

La guardería para los hijos de los funcionarios, cerrada al inicio de las obras, no comenzará las clases hasta el curso que viene. Tendrá plazas para 41 niños de 0 a 3 años. La delegación, que antes contrataba a los profesores, tendrá que sacar a concurso el servicio.

Etiquetas