Despliega el menú
Economía
Suscríbete

Tercer Milenio

COYUNTURA

"La crisis ha evidenciado la necesidad de actitudes éticas en los negocios"

Los expertos en Responsabilidad Social Empresarial defienden el valor añadido que aporta la transparenciaZaragoza acoge los días 27 y 28 el Congreso Nacional de RSE.

Desde que comenzara la crisis, muchas han sido las voces expertas que han descargado parte de la responsabilidad de la situación a la falta de comportamientos éticos en las estructuras financieras y empresariales. Ayer, la crítica volvió a escucharse en Zaragoza durante la presentación del I Congreso Nacional de Responsabilidad Social en la Empresa (RSE), que se celebrará en la capital aragonesa los próximos días 27 y 28 de mayo.

El presidente de la Fundación San Ezequiel Moreno, Ángel Adiego, y el máximo responsable del comité científico organizador, Víctor Alcalde (impulsores del encuentro), insistieron en la actualidad que ha cobrado la RSE y en lo "oportunísimo" que es este congreso, porque si algo ha evidenciado la crisis actual es la necesidad de aplicar la ética a los negocios. "La sociedad demanda transparencia, confianza y credibilidad y esos son principios de responsabilidad social", explicó Alcalde.

Por eso, aunque ambos reconocieron que son muchas las empresas que en estos difíciles momentos económicos solo piensan en sobrevivir, insistieron en que la RSE se convierte, más que nunca, en un "valor de diferenciación que aporta ventajas competitivas a la empresa, aumenta beneficios y afianza mercados", señaló Adiego. Por eso, aseguró, son muchas las firmas que ya han entendido que ser socialmente responsable -en la mejora de la igualdad, la conciliación, la integración o la protección del medio ambiente- "es una inversión y no un coste".

Ser sostenibles

El presidente del consejo científico organizador, experto en RSE y director de los Servicios Médicos de General Motors Europa, reconoció que en el actual panorama económico puede resultar complicado explicar la RSE a unos trabajadores afectados por el recorte de salarios y en el peor de los casos por el despido y los ERE. Pero insistió en que el ajuste se salarios "puede no ser muy agradable", pero cuando las cosas vienen mal dadas, este tipo de medidas tiene que explicarse "con un mensaje transparente, para que todos lo creamos y tengamos confianza". Dicho de otra manera, "aplicando los principios de la responsabilidad social", dijo Alcalde.

También reconoció que los "astronómicos salarios" que cobran algunos ejecutivos o financieros pueden parecer "no muy éticos", más en estos momentos de dificultades. Advirtió, sin embargo, que cada empresa tendrá que evaluar si esos directivos o ejecutivos han reportado con su trabajo los mismos retornos que las "cantidades astronómicas" que se les ha pagado. Porque al final, el objetivo de la empresa es "ser sostenible y mantenerse", dijo Alcalde. Y, de nuevo matizó, "eso es una característica de la RSE".

Dirigido a pymes

El Congreso Nacional de Responsabilidad Social en la Empresa que se celebra en Zaragoza es el primero promovido por la iniciativa privada, concretamente por las empresas aragonesas -Ordesactiva, L' Astragal y Orienta-. El encuentro, para el que ya hay 250 participantes inscritos, tendrá un contenido eminentemente práctico y estará orientado esencialmente a las pymes.

Estructurado en cuatro ponencias centrales, ofrecerá tres conferencias magistrales: la inaugural que ofrecerá Ramón Jáuregui, eurodiputado y portavoz del PSOE en la subcomisión para promover y fomentar la RSE; una central, que ofrecerá Juan José Barrera, director general del Ministerio de Trabajo e Inmigración; y una de clausura que será impartida por Juan José Almagro, director general de Comunicación y Responsabilidad Social de Mapfre. También participará, por videoconferencia, la asesora del Banco Mundial Blanca Moreno.

Habrá además un panel de experiencias empresariales y cuatro talleres para discutir sobre las herramientas y beneficios "tangibles e intangibles" que general la RSE.

Etiquetas