Despliega el menú
Economía

PROCESO DE REORDENACIÓN DE ENTIDADES FINANCIERAS

Concluye el plazo para que las cajas en procesos de fusión pidan ayudas públicas

Caja Madrid y Bancaja liderarán el sector tras firmar un SIP de 7 entidades el 10 de julio. Las cajas aragonesas Ibercaja y CAI, entre las nueve que se mantienen en solitario.

Concluye el plazo para que las cajas en procesos de fusión pidan ayudas públicas
Concluye el plazo para que las cajas en procesos de fusión pidan ayudas públicas

Hoy acaba el plazo comunicado por el Banco de España a las cajas de ahorros para que soliciten ayudas públicas a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) en sus procesos de fusión, aunque es al final de mes cuando acaba el plazo para acogerse al fondo, según lo aprobado por la Comisión Europea.

El organismo supervisor comunicó a la Confederación Española de Cajas de Ahorro (CECA) que aquellas que quieran acudir al FROB para fusionarse con otras cajas deben notificar antes de hoy los proyectos de reforma, los planes de sinergias y las memorias de reducción de costes de estas uniones, que mayoritariamente se harán mediante "fusiones frías". Estos Sistema Institucional de Protección (SIP) deben ser supervisados por el Banco de España. Este mecanismo, conocido como fusión 'fría' o 'virtual', les permitirá compartir riesgos y solvencia, pero mantener sus marcas.

El pasado mayo, la ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, negó que el Gobierno haya pedido a la Comisión Europea una prórroga del FROB, que, en principio, termina el 30 de junio.

El proceso de reordenación del sector de cajas de ahorros, que reducirá a menos de la mitad el número de estas entidades, afronta una semana clave, ya que, ante la necesidad de solicitar ahora las ayudas al FROB, los Consejos de muchas cajas ultiman sus planes horas antes de comunicárselo al Banco de España.

El SIP de Caja Madrid

De hecho, los Consejos de Administración de Caja Madrid, Bancaja y otras cinco entidades aprobaron ayer el protocolo de integración y el plan de viabilidad del SIP. Caja Madrid espera firmar el próximo 10 de julio su alianza junto a Bancaja, la Insular de Canarias, Caixa Laietana y las cajas de Ávila, Segovia y La Rioja, con la que creará la primera caja de ahorros española, bajo la fórmula de un SIP.

La reordenación del mapa de cajas, una de las exigencias que las instituciones internacionales han planteado con más insistencia para reactivar el crédito en España, se ha acelerado en las últimas semanas, aunque todavía faltan piezas por colocar.

Una vez aprobado el protocolo, está previsto que Caja Madrid y Bancaja presenten su petición de ayudas públicas, cifradas en 4.465 millones, mientras que los consejos de administración de Caja Mediterráneo (CAM), Cajastur, Caja Cantabria y Caja Extremadura también aprobarán la petición que cursarán al FROB, que rondará los 1.500 millones.

También utilizarán la fórmula de 'fusión fría' los SIP que formarán Sa Nostra, Penedés, Murcia y Granada, y el integrado por Caja Canarias, Navarra y Burgos, bautizado como Banca Cívica.

Integraciones regionales se han registrado también en Andalucía (Unicaja y Caja Jaén) y Castilla y León (Caja Duero y Caja España), mientras que Cajasol y Caja Guadalajara también han decidido unir fuerzas.

Después de los últimos acuerdos, solo nueve entidades siguen en solitario: Ibercaja, Caja Badajoz, BBK, Caja Círculo de Burgos, Caixa Ontinyent, Caixa Pollensa, Kutxa, Caja Vital y Caja Inmaculada (CAI). En el camino han quedado Caja Castilla La Mancha (CCM) y CajaSur, intervenidas por el Banco de España. La primera ha sido adquirida por Cajastur y la segunda será subastada.

Las cajas rurales, por su parte, dieron ayer un nuevo paso en la creación de una 'macroalianza' en el sector con la constitución del Grupo Cooperativo Cajas Rurales del Mediterráneo (CRM), que liderará uno de los dos grandes SIP de de éstas que posteriormente se unificarán. Las 72 cajas rurales pertenecientes al Grupo Caja Rural ultiman esta alianza con el fin de cerrarla en próximas semanas, como quiere el Banco de España, según indicaron fuentes financieras.

Etiquetas