Despliega el menú
Economía
Suscríbete

CAJAS DE AHORRO

CAI da un paso importante hacia la fusión fría con Círculo y Badajoz

Los Consejos de Administración de las tres cajas de ahorros aprobaron ayer el contrato de integración vinculante que recoge las líneas maestras de su futura alianza.

Caja Inmaculada, Caja Badajoz y Caja Círculo de Burgos dieron ayer un paso importante hacia su fusión 'virtual'. Los responsables de las tres cajas de ahorros presentaron a sus respectivos Consejos de Administración -que se celebraron simultáneamente en Zaragoza, Burgos y Badajoz- un contrato de integración vinculante en el que se recogen las líneas maestras de lo que será el SIP (Sistema Institucional de Protección) que negocian desde hace semanas. Las tres cajas aprobaron el documento que, probablemente, será presentado hoy al Banco de España.

Fuentes consultadas ayer explicaron que este documento, sin ser definitivo, contiene ya aspectos relevantes de la futura alianza. Los responsables de las tres cajas deben seguir negociando porque áreas tan importantes para las respectivas plantillas como el plan de integración (que debe recoger el impacto que tendrá el SIP sobre los puestos de trabajo, las oficinas, etcétera) o el plan estratégico no están todavía diseñados.

En el caso de la caja aragonesa, los responsables de la entidad de ahorro mantuvieron una reunión por la mañana con el comité de empresa para informarles del documento que iban a presentar por la tarde a los miembros del Consejo de Administración. Los representantes de los trabajadores aprovecharon el encuentro con los directivos de la caja para reiterar su rechazo al SIP como fórmula de integración. También recordaron que las secciones sindicales de UGT, CC. OO., Csica, Asipa y Cuadros -sindicatos con representación en las tres cajas de ahorros que intervienen en el SIP- hicieron pública el lunes una nota de prensa conjunta en la que insistieron en rechazar las fusiones 'virtuales' por el peligro que representan de bancarización del modelo de cajas.

El SIP de la CAM

Por otra parte, los presidentes de Caja Mediterráneo, Cajastur, Caja Extremadura y Caja Cantabria firmaron ayer el contrato de integración con el que crearán el quinto grupo financiero del país, con un volumen de activos superior a 135.000 millones y una ayuda pública de 1.493 millones.

Los representantes de las cuatro cajas recogen su satisfacción por participar en un proyecto que creará el tercer grupo español de cajas, por detrás de la alianza entre Caja Madrid, Bancaja y otras cinco entidades de menor tamaño, y de la fusión entre La Caixa y Caixa Girona.

La alianza, que se fraguará con la creación de un SIP, recibirá una ayuda ya aprobada del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) de 1.493 millones y permitirá a las cajas compartir su solvencia.

De hecho, con datos a cierre de 2009, el nuevo grupo tiene un ratio de Tier 1 -recursos de mayor calidad- del 9,3%, que se reduciría hasta el 7,8% a cierre de 2011, según el escenario hipotético más adverso de las pruebas de solvencia publicadas recientemente. Este acuerdo llega un día después de que el Consejo de Administración de la CAM acordara aprobar su participación en la fusión fría junto a las otras tres cajas.

Etiquetas