Despliega el menú
Economía

VIVIENDA

Bancos y cajas afirman que las familias menos pujantes "han alimentado y sostenido" el 'boom' de la vivienda

Calculan que el coste de una hipoteca media podría encarecerse más de 1.100 euros anuales si el euribor mantiene su fortaleza.

La Asociación Hipotecaria Española (AHE) -que representa a bancos, cajas y cooperativas de crédito- afirmó este martes que las familias españolas menos pujantes "han alimentado y sostenido" el 'boom' inmobiliario. En un informe sobre el coste de la deuda hipotecaria, las entidades aseguran que el esfuerzo anual para pagar las hipotecas firmadas más allá de 2001 podría aumentar en 1.100 euros al año si el euribor mantuviera su actual vigor. La AHE resaltó este martes que las cuotas medias anuales de los créditos que se firmaron en 2007 se incrementaron un 16% respecto a las de un año antes, dato que contrasta con el repunte del precio de la vivienda el pasado ejercicio que, según el Ministerio de Beatriz Corredor, sólo fue del 4,8%.

El documento de la Asociación Hipotecaria Española sueña, aunque parezca extraño, a reproche. En una suerte de análisis de porqué está situación como está, la organización da a entender que los españoles menos pujantes se han lanzado -quizá sin pensarlo- a firmar hipotecas peligrosas. La AHE, sin embargo, no detalla cómo, o en base a qué, bancos y cajas permitieron ese aluvión de crédito arriesgado. De hecho, el informe señala que la contratación de 2005 a 2007 no ha hecho sino reforzar el predominio de los tipos de interés variables, ya que más de un 90% de los nuevos contratos fueron de esta modalidad.

Constatado el auge de hipotecas vinculadas al euribor (por otra parte, mucho más baratas que las ofrecidas a tipo fijo por bancos y cajas) en los últimos años, la AHE asegura "esta circunstancia incorpora un evidente riesgo de interés para los prestatarios, que se hace más perceptible a la opinión pública cuando, como sucede ahora, los tipos de interés evolucionan al alza".

En su estudio, la organización explica que después de años en los que el coste medio de amortización anual de los créditos no dejó de subir, la crisis desatada a mediados de 2007, unida al imparable repunte del euribor, han hecho que ese coste (lo que se paga a lo largo de una anualidad por una hipoteca media) empiece a caer. Así, el dato ha pasado de los 10.135 euros en 2007 a valores próximos a los 9.900 euros en los primeros meses de 2008. Un recorte que la AHE vincula de forma directa a "la actitud más cautelosa y conservadora de los compradores de primer acceso".

Más caro

La AHE, como hiciera en anteriores ocasiones, realiza un ejercicio teórico sobre los escenarios "probables" del mercado y advierte que las cosas pueden ir a peor. El presupuesto más dramático de entre los posibles señala que en el plazo de dos a seis años los índices de referencia habituales podrían situarse en los niveles máximos alcanzados desde la creación de la Unión Monetaria Europea (6,890%). Algo no demasiado descabellado si se tiene en cuenta que el euribor roza ya el 4,8%, crece a razón de casi un punto por año, y no hay entidad que no le sume, al menos, el 0,75%.

Llegado ese caso, afirma la Asociación Hipotecaria Española, el incremento del coste actual de la deuda hipotecaria podría elevarse hasta 400 euros anuales en el caso de los créditos firmados antes de 1997. Para los rubricados entre 1997 y 2001, ese escenario de riesgo posible conllevaría un incremento de entre 400 y 600 euros. Pero, una vez más, los que peor lo tienen son quienes han comprado una vivienda en los últimos años. El sobrecoste para los préstamos cerrados a partir de 2002 iría de los 650 euros a los 1.150 euros, casi un 12% de esos 9.900 euros a los que ascienden hoy, según la AHE, las letras anuales del contrato tipo.

Etiquetas