Economía
Suscríbete por 1€

ECONOMÍA

Comienza el curso económico más duro para empresas y trabajadores en Aragón

Las patronales alertan de que algunos negocios están aguantando "a pérdidas" y los sindicatos mantienen que sin subida de salarios el empobrecimiento de los empleados dañará aún más al consumo. 

Un soldador en un taller
Un soldador en un taller
DGA

Esta semana de vuelta al cole supone también la del inicio del curso económico para muchas empresas y trabajadores. Antes del verano los expertos ya alertaban de que el regreso tras el parón estival sería duro. La escalada del precio del gas ha obligado a algunas grandes industrias a paralizar parte de sus instalaciones que funcionan con esta energía, por no poder asumir los costes. Por otro lado, con la actual inflación a dos dígitos, los sindicatos mantienen la necesidad de subir los sueldos para evitar un mayor empobrecimiento de los trabajadores.

"Tenemos demasiados frentes abiertos que vaticinan un otoño muy complicado", ha asegurado María Jesús Lorente, presidenta de Cepyme Aragón, debido a que sigue el incremento de los precios de la energía, se anuncian subidas de tipos de interés, hay que devolver los créditos ICO de la pandemia, entre otros. La invasión rusa de Ucrania ha desestabilizado geopolíticamente Europa y ahora también amenaza con hacerlo económicamente, ante el temor de que se abra un periodo de recesión. 

"El escenario no es el más positivo, pero hasta ahora el empleo se está comportando de una manera normal. Habrá que ver cómo evoluciona", ha añadido Daniel Alastuey, secretario general de UGT-Aragón, en referencia a los datos del paro en agosto conocidos el viernes. Subió el desempleo en España en un mes que tradicionalmente es del fin de los contratos de verano y en Aragón bajó ligeramente.  "Si con estas turbulencias el empleo sigue creciendo se puede decir que hay cierta fortaleza económica", ha considerado, aunque prudente por la incertidumbre de este último año.

Loading...

"Hay cierta vuelta a la normalidad. Desde 2020 los datos no cumplían la estacionalidad de toda la vida en la que sabemos que hay meses en los que el paro va bajando y otros en los que el paro sube", como sería el caso de agosto, ha añadido Manuel Pina, secretario general de CC. OO. Aragón.

"Con la subida de la luz, el gas, los carburantes y si le sumamos que el 1 de enero de 2023 van a tener que pagar más cuota de autónomos, la gente no invierte, no contrata y está con incertidumbre" (Mayte Mazuelas, ATA Aragón)

Sin embargo, la visión desde organizaciones como la de autónomos y profesionales ATA Aragón es totalmente contraria. "Ha habido una pérdida de 470 autónomos diarios en España y en Aragón ya se perdieron en junio y julio", ha señalado su presidenta, Mayte Mazuelas. Algunos profesionales no habrían vuelto a subir la persiana en el regreso de las vacaciones. "Con la subida de la luz, el gas, los carburantes y si le sumamos que el 1 de enero de 2023 van a tener que pagar más cuota de autónomos, la gente no invierte, no contrata y está con incertidumbre", ha advertido.

A vueltas con los salarios

"El principal problema que tienen los trabajadores es el poder adquisitivo", ha recalcado  Alastuey. De ahí que mantenga la necesidad de negociar subidas de sueldos para evitar el empobrecimiento que provoca una inflación en el 10,4% en agosto en España. "En estos momentos no estamos peleando por subir los salarios sino que se trata de mantener el poder adquisitivo", ha añadido Pina.

Ambos coinciden en que los contratos indefinidos han aumentado tras la última reforma laboral, pero no es suficiente. "Un empleo aparte de ser estable solo es de calidad si está bien pagado, con un salario razonable que permita afrontar con garantías las necesidades más básicas y tener expectativas de futuro", ha definido. 

Loading...

Alastuey ha apuntado negociar "subidas razonables" con cláusulas de revisión para evitar que la subida de precios pueda provocar "una caída del consumo que suponga una probabilidad mayor de que haya una retracción del consumo". Ha pedido a la patronal "recapacite" y se vuelva a sentar a negociar la subida del salario mínimo. "Si los empresarios están subiendo los precios esto se tiene que ver reflejado en la negociación colectiva", ha añadido Pina.

"En estos momentos no estamos peleando por subir los salarios sino que se trata de mantener el poder adquisitivo" (Manuel Pina, CC. OO. Aragón)

Sin embargo, Lorente ha recordado que el impacto de la inflación lo sufren también las empresas. "Nos pasa igual que a la economía doméstica, que va al mercado y ve que no ha bajado ningún producto. A nosotros toda la materia prima tiene el mismo precio que en febrero o marzo cuando no encontrábamos material", ha indicado. "Muchas empresas nos dicen que están trabajando a pérdidas", ha asegurado. En ello ha coincidido Mazuelas, que ha añadido que "no es el momento de subida salarial. El 80% de los autónomos y empresarios de Aragón no se ha recuperado de la crisis".

La presidenta de Cepyme teme que la situación actual de subida de costes, de la inflación y los tipos de interés termine asfixiando a muchas pymes. "Habrá infinidad de autónomos y micropymes que entre el incremento del coste energético, de la materia prima, los tipos de interés, la presión financiera y ahora la subida del salario mínimo llegarán a final de mes y dirán ‘ya no puedo hacer nada más’. Muchas empresas nos están diciendo que se verán abocadas a cerrar", ha asegurado.

Sin embargo, Alastuey ha confiado en que las medidas que va tomando el Gobierno para suavizar las consecuencias negativas en las empresas. "El Gobierno va tomando medidas como la bajada del IVA del gas", ha señalado sobre el último anuncio para intentar rebajar los costes de la energía, que desde algunos sectores empresariales se ha considerado insuficiente.

"Para el 95% del tejido empresarial aragonés es inviable subir sueldos" (María Jesús Lorente, Cepyme Aragón)

"Una gran empresa tiene colchón y herramientas para que ese cierre sea temporal, pero cuando nos acercamos a una pyme y un autónomo, ese cierre temporal termina siendo definitivo porque no puede asumirlo", ha señalado, sobre el efecto en los proveedores si se empiezan a producir paros en grandes compañías con plantas de cogeneración por la subida del gas. 

La subida del salario mínimo profesional de los 1.000 euros al mes actual, que ha puesto sobre la mesa el Gobierno, cree que no es posible en este momento. "Para el 95% del tejido empresarial aragonés es inviable subir sueldos", ha asegurado. "Haría muchísimo daño", ha afirmado. En lugar de una subida generalizada plantea que se siga negociando por sectores "que saben hasta dónde pueden llegar". De ahí que prefiera dejar "a la negociación colectiva que siga su curso". Una opción que también respalda Mazuelas, que ha pedido "respecto y diálogo social" ya que "si todos ponemos de nuestra parte todos podremos llegar a un acuerdo". La presidenta de ATA ha recalcado que "no es el momento de un subida salarial. El 80% autónomos y empresarios de Aragón no se ha recuperado".

La carga de los créditos ICO de la pandemia

Otro frente abierto en las empresas es la deuda contraída durante la pandemia con créditos ICO, concedidos a bajo interés, pero que ahora tienen que devolver. "No ha dado tiempo a recuperarse, a que vuelva la economía a fluir desde la pandemia. La gente que ha aguantado ha tenido que utilizar ahorros y pulmón financiero para poder seguir y no es bueno endeudarse si ves que no vas a vender", ha indicado la presidenta de ATA.

Por su parte, Lorente teme que haya compañías que no puedan devolverlos ahora, salvo que logren renegociarlos con el banco o el Gobierno apruebe alguna prórroga más. Y medidas para reducir la carga fiscal en impuestos como el de la Renta, Hidrocarburos o Actos jurídicos documentados. "Tampoco estamos diciendo que queremos que desaparezca el sistema impositivo. Hay recorrido para bajar determinados impuestos", ha afirmado, apuntando a la recaudación extra por la subida de precios.

Desde UGT se pide al Gobierno que sean "ágiles en la inyección de fondos europeos para poner en marcha la economía" y en aprobar medidas para que "las personas más vulnerables no sufran pobreza energética" este invierno por los altos precios de la energía.

Loading...

Lorente ha insistido en que "ningún indicador hace presagiar un buen final de año". De ahí que pida un mayor esfuerzo al Gobierno para ayudar al colectivo. "Siete de cada 10 empleos los genera una pyme en Aragón", ha apuntado, para destacar la importancia del sector.

Mazuelas ha recalcado que los autónomos, pymes y empresas "no somos ningún problema, al revés, seríamos la solución, pero como nos ponen trabas a la hora de vender", en referencia al Gobierno central con normativas como la recién estrenada para el ahorro energético. Con 27 grados de temperatura en las tiendas cree que se resentirán las ventas. "Todos estos impedimentos no alientan ni a emprender ni a seguir", ha lamentado.

CC. OO. y UGT han considerado que enfatizando los datos negativos solo se puede conseguir empeorar la situación. Si hay más miedo entre los consumidores se consumirá todavía menos y las empresas tendrán menos demanda. Advierten del peligro de caer en una "profecía autocumplida" a fuerza de repetir los aspectos más negativos de la situación actual. Mantienen su intención de movilizarse si las negociaciones de convenio no consiguen subidas salariales para combatir la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores. "Por experiencia sabemos lo que nos cuesta recuperar derechos. No habíamos recuperado los de la crisis anterior cuando llegó la covid", ha alertado Pina. "En cada convenio vamos a pelear por el mantenimiento de poder adquisitivo porque si perdemos un 10% en un año tardaremos años en recuperarlo", ha vaticinado el sindicalista.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión