Economía
Suscríbete por 1€

energía

Repsol refuerza con apoyo aragonés su gran proyecto de corredores de hidrógeno verde

La Fundación del Hidrógeno y Calvera participan en la iniciativa Shyne, que estructura los valles del noreste del país.

Arturo Aliaga, en un momento de la reunión con directivos de Repsol.
Arturo Aliaga y Javier Navarro, en un momento de la reunión con directivos de Repsol.
DGA

La ubicación estratégica de Aragón y la especialización en sus sectores de la Fundación del Hidrógeno y del grupo zaragozano Calvera están jugando a favor de que la Comunidad tenga un protagonismo especial en el gran proyecto de valles de hidrógeno verde que Repsol lidera en todo el país. La multinacional petrolera española cuenta con ello, según se puso de manifiesto ayer en una reunión que mantuvieron en Zaragoza el vicepresidente y consejero de Industria del Ejecutivo autonómico, Arturo Aliaga, y su director de Industria, Javier Navarro, con dos directivos de la firma: Juan Abascal, director ejecutivo de Transformación Industrial y Economía Circular, y Tomás Malango, director de Hidrógeno.

Repsol lidera un consorcio integrado por 33 entidades que en el marco del proyecto Shyne (Spanish Hydrogen Network) tiene el objetivo de promover la descarbonización de la economía a través del hidrógeno renovable.

Según explicó a este diario Javier Navarro, el papel aragonés es el de vertebrar los corredores de hidrógeno verde del noreste de España -es decir, entre el País Vasco y Cataluña-, ayudando a mejorar las estructuras de toda la cadena de valor vinculada a la utilización de este gas como vector energético. En los próximos meses, avanzó, se trabajará con más intensidad para la buena marcha de un consorcio, que podría convertirse en un Perte (Proyecto estratégico para la recuperación y transformación económica) y, por tanto, hacerse con fondos europeos Next Generation.

El consorcio y sus objetivos

Repsol presentó la semana pasada en Madrid la iniciativa Shyne, en la que seis empresas más actúan como promotoras: Alsa, Bosch, Celsa Group, Enagás, Scania y Talgo. Los 26 socios restantes son asociaciones, compañías públicas y privadas, centros tecnológicos y universidades. El proyecto, que incluye la generación de 13.000 empleos, desplegará actuaciones concretas en diez comunidades autónomas y contará con una inversión total de 3.230 millones de euros que servirá «para desarrollar tecnologías más competitivas y evolucionar tanto la industria española como sus infraestructuras hacia la descarbonización».

Entre los objetivos del consorcio destaca la ambición de alcanzar una capacidad instalada de 500 MW en 2025 y de 2 G GW en 2030, lo que supone la mitad del objetivo marcado en la Hoja de Ruta de Hidrógeno publicada por el Gobierno de España.

La iniciativa tiene previsto también promover actuaciones en toda la cadena de valor, incluyendo la instalación de generación renovable y el estímulo a los distintos usos industriales del hidrógeno mediante una fuerte integración sectorial. Asimismo, se impulsará el empleo de hidrógeno en todos los segmentos del transporte, a través de la producción de combustibles sintéticos y de la creación de una infraestructura con al menos 12 hidrogeneras en 2025.

Según señalaron ayer fuentes del Departamento de Industria de la DGA, las estrategias de Repsol y la comunidad autónoma, a través de la Fundación del Hidrógeno en Aragón, «se encuentran plenamente alineadas y giran en torno al gran potencial que ofrece la producción, almacenamiento, distribución y utilización del hidrógeno generado a partir de recursos energéticos renovables, no solo como vector energético, sino como motor de desarrollo industrial».

En la cita con directivos de la petrolera, el consejero Arturo Aliaga dio cuenta de iniciativas que se abanderan desde esta región como GetHyGA, a la que tanto Repsol como Petronor ya se han adherido y que persigue crear un ecosistema industrial o valle del hidrógeno aquí y a cuyo amparo las entidades promotoras están desarrollando ya 78 proyectos concretos.

«Aragón tiene la firme voluntad de ser líder en la producción de hidrógeno renovable en el sur de Europa y cuenta con una experiencia de casi dos décadas, por lo que las posibilidades de colaborar con industrias y actores de referencia en este sector, como es el caso de Repsol, son muy amplias y beneficiarán al desarrollo industrial, energético y tecnológico aragonés», apuntó Aliaga.

Repsol tiene en la Comunidad más de 150 estaciones de servicio, además de la central de ciclo combinado de Escatrón y recientemente hizo pública la promoción de 16 nuevos parques eólicos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión