Economía
Suscríbete

economía

Josefina L. Murillo: "La tecnología puede ser una ladrona de tiempo"

La profesora de la Universidad de Zaragoza está al frente del postgrado de experto en Dirección de Empresas de Economía Social.

Josefina L. Murillo, profesora de la Universidad de Zaragoza.
Josefina L. Murillo, en la Facultad de Ciencias Sociales y del Trabajo donde da clases.
Toni Galán

Josefina L. Murillo (Zaragoza, 1976) estudió Administración y Dirección de Empresas y lleva 22 años trabajando en la Universidad de Zaragoza. Desde octubre de 1999 es profesora del Departamento de Dirección y Organización de Empresas y da clases en la Facultad de Ciencias Sociales y del Trabajo, en el Grado en Relaciones Laborales y Recursos Humanos y en el Master en Gestión Estratégica de Recursos Humanos. Desde 2018, dirige el posgrado Experto Universitario en Dirección de Empresas de Economía Social (EUDEES), que este año cumple 17 ediciones y se estrena 'online'. 

Veo que esconde un segundo nombre.

La letra ele es de Lucía. Josefina es por mi madre y Lucía es una historia más larga.

¿Se puede contar?

Sí. Nací el día de San Gonzalo, el 25 de noviembre, y en mi familia materna era tradición poner como segundo nombre el día del santo. Mi padre dijo que por ahí no pasaba, que como mucho Lucía, porque era Santa Lucía unas semanas más tarde. Pero todos me llaman Pepa (sonríe).

Lleva 22 años en la Universidad de Zaragoza. ¿Fue vocacional lo de ser profesora?

No, yo estudié Administración y Dirección de Empresas y la docencia no era uno de mis escenarios. Empecé en la empresa privada pero no me gustó la experiencia, conocí el programa de doctorado y de allí surgió la posibilidad de cubrir una plaza de urgencia. Al principio me lo planteé como algo temporal, pero vi que me gustaba.

"En la Universidad el ambiente de trabajo es mucho más cooperativo, de intentar sumar"

¿Por qué fue una mala experiencia trabajar en el sector privado?

La dinámica de trabajo de la empresa privada no me gustó. Más por el ambiente. No me cabe duda de que habrá empresas en las que será diferente. Para mí fue algo determinante para cambiar.

¿Qué encontró en la Facultad de Ciencias Sociales y del Trabajo?

En la Universidad el ambiente de trabajo es mucho más cooperativo, de intentar sumar.

¿Cuál es su labor allí?

Trabajo en tres líneas. La docencia, que me gusta para ayudar a los estudiantes a ampliar conocimientos y las demandas del mercado laboral. Hoy en día el entorno cambia muy rápido y hay que tratar de prepararles. Luego está la parte de investigación, que me he centrado en la responsabilidad social corporativa y el emprendimiento social, y la parte de gestión.

"Les transmito que las empresas se mueven en entornos muy cambiantes y es fundamental que tengan capacidad de dar respuesta y adaptarse"

¿Preparar al alumnado para una situación como la actual pandemia de covid será imposible?

No es posible preverla, pero tratas de aportar herramientas para abordarla de la mejor manera posible. En mi caso, estoy dando asignaturas en primer curso, todavía tienen recorrido en lo que es el grado, pero les transmito que las empresas se mueven en entornos muy cambiantes y es fundamental que tengan capacidad de dar respuesta y adaptarse.

¿Ha cambiado mucho la universidad desde que era alumna?

Un cambio importantísimo han sido las nuevas tecnologías. En 2006 estuve en una estancia de investigación en Canadá y me llamaba la atención que los estudiantes estaban en clase con sus portátiles. Ahora es bastante habitual aquí, lo que tiene sus ventajas y sus inconvenientes. Las tecnologías bien utilizadas te pueden ayudar a seguir mejor las clases, pero a la par son una fuente de distracción.

¿Nota cuando se despistan?

Claro. Eres consciente de que aquel estudiante de la cuarta fila no está siguiendo la clase y está haciendo otra cosa. Estás hablando sobre las funciones directivas en la empresa y ves que está sonriendo, con los ojos, porque va con una mascarilla. La tecnología puede ser una ladrona de tiempo.

"La economía social es la gran desconocida. Muchos jóvenes terminan sus estudios sin saber qué es y no es nada nuevo, son las cooperativas, sociedades laborales, empresas de inserción..."

Dirige el postgrado de experto en Dirección Empresas de Economía Social, que abre el plazo de inscripción en diciembre. ¿Se conoce este tipo de empresas?

La economía social es la gran desconocida. Muchos jóvenes terminan sus estudios sin saber qué es y no es nada nuevo, son las cooperativas, sociedades laborales, empresas de inserción, centros especiales empleo... Un modelo distinto de organizaciones que muestran que las cosas se pueden hacer de forma diferente, que ponen en el centro a la persona, en lugar del capital. Los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) de la ONU marcan que el desarrollo económico no puede seguir así. Ha de ser inclusivo y sostenible.

Y tendrán que ser rentables.

Sí. Se basan en la justicia social, la gobernanza colaborativa, preservar el medio ambiente, pero tienen que ser capaces de combinar esto con la viabilidad económica. 

Apúntate a la newsletter de economía y tendrás cada semana las últimas noticias del sector, claves y recomendaciones de expertos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión