Despliega el menú
Economía

Así serán los nuevos ERTE: automáticos, para más sectores y con las mismas rebajas

El Gobierno aprueba este martes la nueva prórroga hasta el 31 de mayo, así como la ampliación de las ayudas a los autónomos.

Imagen de antes de la pandemia de una oficina del SEPE.
Imagen de antes de la pandemia de una oficina del SEPE.
Heraldo

Los ERTE y las ayudas a los autónomos se prorrogarán de forma automática hasta el 31 de mayo. Así lo aprobará este martes el Consejo de Ministros, ya que, de lo contrario, su vigencia terminaría el 31 de enero. El coste de ampliar ambas medidas por otros cuatro meses, hasta después del estado de alarma, se acercará a los 7.000 millones de euros: 5.000 millones para el pago de las prestaciones y exoneraciones por los ERTE y los 2.000 restantes para los autónomos.

Las actuales ayudas se mantienen con el mismo esquema y grado de protección que hasta ahora, e incluso se mejoran en algunos aspectos, ya que podrán beneficiarse de ellas un colectivo de trabajadores más grande al ampliarse los sectores ultraprotegidos por un ERTE, lo que implica que se protegerá a empresas que dan empleo a casi 50.000 personas más. Además, se flexibilizan las condiciones para el acceso al cese de actividad, lo que puede duplicar los beneficiarios y elevarse hasta 700.000. Por otro lado, tramitarlas será mucho más sencillo al eliminarse burocracia.

¿Qué tipo de ERTE habrá en febrero?

El nuevo Real Decreto mantiene las tres modalidades de ERTE actuales: la destinada a los sectores 'ultraprotegidos' y a las empresas vinculadas a su cadena de valor; los ERTE de impedimento de la actividad, dirigidos a aquellas compañías que vean reducida parcialmente su actividad a causa de las restricciones ocasionadas por la covid-19, como horarios limitados o menores aforos; y los ERTE de limitación, para aquellos negocios a los que se les impida abrir.

Si estoy en un ERTE, ¿qué tengo que hacer para prorrogarlo?

No serán necesarias nuevas autorizaciones administrativas, como sí hizo falta en octubre en el caso de los dos nuevo tipos de ERTE, ya que se prorrogarán de forma automática. Es más, las empresas que sean titulares de un ERTE por impedimento o por limitaciones, autorizado antes o durante la vigencia de esta norma, no tendrán que tramitar un nuevo expediente ante la autoridad laboral para pasar de uno a otro para acceder a las exoneraciones derivadas de una modulación o endurecimiento de las restricciones. Bastará con que remitan una comunicación en tal sentido a la autoridad laboral y a la representación de las personas trabajadoras. De igual manera, tampoco será necesario que remitan una nueva solicitud colectiva de prestaciones al SEPE.

¿Qué exoneraciones hay ahora?

Las empresas mantendrán las mismas exoneraciones en las cotizaciones sociales que de octubre a enero. Así, en el caso de los sectores 'ultraprotegidos' y empresas de su cadena de valor, las exenciones serán del 85% para empresas con menos de 50 trabajadores y del 75% para las que tienen más de 50 empleados, tanto para empleados reincorporados como para suspendidos. Las empresas acogidas a un ERTE por impedimento que tengan menos de 50 trabajadores disfrutarán de una exoneración del 100%, porcentaje que baja al 90% para las que tengan más de 50 empleados.

Por último, las exoneraciones en los ERTE serán decrecientes: para empresas de menos de 50 trabajadores, serán del 100% en febrero, del 90% en marzo, del 85% en abril y del 80% en mayo. Para las que tengan más de 50 empleados, se les aplicará el 90%, el 80%, el 75% y el 70%, respectivamente.

¿Qué sectores pasan a estar ultraprotegidos?

El Gobierno ha rebajado las condiciones que exigía para determinar qué sectores estaban más castigados por la pandemia y, por tanto, gozan de una mayor protección. Así, se han incluido en este listado aquellas empresas cuya CNAE entre finales de abril y finales de diciembre no ha recuperado la actividad en porcentaje inferior al 70% (hasta ahora era del 65%) y con un porcentaje de afiliados cubiertos por ERTE mayor del 15%. Así, de la lista de 42 CNAE considerados 'ultraprotegidos' aprobada en la anterior prórroga ahora entran tres nuevos sectores (campings y aparcamientos de caravanas, alquiler de medios de navegación y actividades de mantenimiento físico), mientras que salen otros tres (fabricación de alfombras, estirado en frío y fabricación de instrumentos musicales). La lista se amplía a 47 actividades ya que en diciembre se incluyeron las relacionadas con el comercio y la hostelería.

¿Qué condiciones se imponen a las empresas?

Se mantiene el compromiso de mantener el empleo de toda la plantilla por otros seis meses con la misma redacción actual. De igual manera, se prohíben los despidos o interrumpir los contratos temporales, el reparto de dividendos y la realización de horas extraordinarias o de externalizaciones a las compañías acogida a un ERTE, que no podrán tener su sede en paraísos fiscales.

¿Qué derechos mantienen los trabajadores?

Tampoco ha cambiado nada en este punto. Los trabajadores afectados por un ERTE seguirán teniendo acceso a la prestación sin periodo de carencia, no les computará el periodo consumido hasta enero de 2022 y la prestación equivaldrá al 70% de la base reguladora. Se mantienen además los beneficios aplicables a los trabajadores fijos discontinuos (incluyendo la prestación extraordinaria) y la mejora de protección de las personas afectadas por ERTE con contratos a tiempo parcial.

La actualidad económica, minuto a minuto. 

Etiquetas
Comentarios