Despliega el menú
Economía

ahorro energético

Cómo ahorrar en electricidad en casa

Se trata de un asunto capital en los hogares y existen distintas formas de conseguirlo, usando sobre todo el intelecto y teniendo cuidado con el uso de los aparatos.

Ahorro en electricidad.
Ahorro en electricidad.
Pixabay

Aunque en este invierno parece un asunto complicado debido a las bajas temperaturas tan extremas que gobiernan de manera generalizada en la climatología del país, el ahorro de electricidad sigue siendo uno de los retos que las familias españolas tratan de lograr mes a mes. En épocas donde la calefacción es una necesidad manifiesta, la empresa aún es más complicada si cabe. La capacidad para minimizar gastos en la factura presenta dificultades todos los años, pero no es imposible. Tener en cuenta los siguientes consejos, recomendados por laOrganización de Consumidores y Usuarios, facilitará el ahorro energético.

Controla la potencia contratada

Échale un vistazo a la potencia energética contratada y evalúa si se corresponde con tus necesidades. Revisa tu tarifa porque cada 1,15 KW de potencia suponen casi 50 euros al año. Cabe la posibilidad de que puedas contratar menos potencia de la que actualmente estás pagando sin necesidad. Por eso, es conveniente contratar una tarifa de discriminación horaria, donde el el precio de la electricidad es variable dependiendo de la hora en la que se realiza el consumo y ayuda a economizar gastos.

Frena el consumo 'stand-by' de los aparatos

Hablamos del 'consumo silencioso' de los aparatos electrónicos del hogar, que están apagados pero es como siguieran encendidos, tales como televisiones, ordenadores... Este hecho supone alrededor del 10% del consumo total en la familia. La mejor manera de evitar este tipo de de consumo es desconectando completamente todas estas clases de aparatos, que siempre andan con ese pilotito rojo encendido, inocente pero gastador...

Vigila el gasto en calefacción

Para un espacio cerrado como es una casa, una temperatura que ronde los 20º es suficiente para mantener la estancia confortable. Por la noche, lo adecuado es que ésta pueda bajar incluso de los 19º. Esa es la recomendación de la OCU para ajustar el gasto de calefacción, porque "cada grado de más supone un incremento del 7% en el consumo". Además, un adecuado mantenimiento de la caldera puede traducirse en un ahorro del 15% anual. En cuanto a los radiadores, evita obstaculizar la salida del calor con muebles y púrgalos para que no acumulen aire en su interior.

No derroches en el uso de electrodomésticos

Es importante la elección de programas con temperaturas bajas para lavadoras, lavavajillas y frigoríficos. En el caso del primer electrodoméstico nombrado, las temperaturas que oscilan entre el 40º y 60º significan un ahorro del 40%. En cuanto al lavavajillas, un programa ECO funciona a 50º de temperatura, mientras que con los frigoríficos no hay que exagerar con la baja temperatura del termostato. En todos los electrodomésticos, una aspecto fundamental es comprarlos con la etiqueta de eficiencia energética: los de tipo A ahorran un 45%, mientras que los de tipo B ahorran entre 25-45%.

No te olvides de los recursos naturales

La luz del sol y una buena ventilación son aspectos fundamentales en el ahorro de energía. Hay que aprovechar las horas de luz para evitar estar demasiado tiempo con las luces encendidas dentro de casa. Seca la ropa en tu terraza o balcón evitando el uso de secadoras. Todo suma... 

Etiquetas
Comentarios