Despliega el menú
Economía

laboral

Subir o no la retención del IRPF para evitar sustos el año que viene

En algunos casos el SEPE no descuenta nada en la prestación por desempleo por lo que en la declaración de la Renta del año que viene habrá que pagar más a Hacienda.

Servicio de cita previa de la Renta en Zaragoza. Calle Albareda.
Oficinas de la Agencia Tributaria en Zaragoza.
José Miguel Marco

Las personas que estén o hayan estado afectadas por un ERTE  este año pueden encontrarse el que viene con que su declaración del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) les sale a ingresar o a pagar más que otros años. O que antes no tenían obligación de presentarla y ahora sí por haber recibido ingresos de dos pagadores: su empresa y el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). Hasta final de año están a tiempo para paliar el susto que puede darles Hacienda el año que viene.

"Ya tenemos muchos contribuyentes que tienen miedo pensando en la Renta que presentaremos al año que viene, la correspondiente al ejercicio 2020", reconoce Ana Rubio, vicepresidenta del Colegio de Gestores Administrativos de Aragón y La Rioja. La consulta más frecuente viene siendo "que si, al haber cobrado de su empresa y del desempleo por encontrarse en ERTE, les va a tocar pagar mucho a Hacienda en la próxima declaración".

La gestora administrativa advierte de que "al año que viene no solo los trabajadores por cuenta ajena se pueden llevar una desagradable sorpresa, también todo el mundo que ha recibido ayudas". En estos casos explica que "muy probablemente les pueda obligar a hacer la declaración o, cuanto menos, pueden ver incrementada la cuota a pagar al tener que incluirlas en su declaración".

Límite de 14.000 euros al año

Si solo se cobra de un pagador, se tiene obligación de presentar la declaración de la Renta cuando los rendimientos de trabajo superan los 22.000 euros anuales. Sin embargo, si se ingresó de dos o más este límite baja a los 14.000 euros.  "Por ejemplo, si has cobrado 10.000 euros de tu empresa y 3.500 euros del desempleo no tendrás obligación de presentar tu declaración", pone como ejemplo la gestora administrativa. Tampoco se tiene obligación de hacer la declaración si los ingresos del segundo y posteriores pagadores no superan los 1.500 euros.

"Nuestro consejo es que compruebes siempre si tienes obligación de hacer declaración para no llevarte sorpresas", señala. En algunos casos "puede ser que te lleves una alegría y compruebes que, aunque no tienes obligación, si la haces Hacienda te va a devolver dinero", señala, para aquellas situaciones en las que el contribuyente se puede beneficiar de deducciones u otras ventajas fiscales.

Todas las empresas retienen conforme a las retribuciones que ellas pagan sin tener en cuenta si el trabajador tiene otros trabajos, explican desde el colegio. Para estos casos, Rubio recomienda "hacer un cálculo de la retención con el total de las retribuciones anuales y comunicar a todas las empresas la retención que quieres que te apliquen para así evitar tener que pagar al hacer tu declaración".

Sin embargo, esta posibilidad resulta más compleja si la retención que se quiere modificar es la del SEPE. "Hasta ahora no había problema en comunicar al SEPE qué retención querías que te aplicara, pero en este año es misión imposible conseguirlo", confiesa. La situación de sobrecarga de trabajo que viven las oficinas, denunciadas por los propios funcionarios, convierten en un calvario contactar para cualquier gestión.

"Nos hemos encontrado con muchos errores (cobros indebidos, retrasos…) como para solicitar que nos practiquen mayor retención"

"Ya ha habido demasiados problemas con los cobros de los ERTE. Y además nos hemos encontrado con muchos errores (cobros indebidos, retrasos…) como para solicitar que nos practiquen mayor retención", reconoce.

Por ello, otra posibilidad que plantea es solicitar esta modificación a la compañía.  "Puedes pedir a tu empresa este año una mayor retención, pero muchos trabajadores no lo han pedido por desconocimiento o incluso por no molestar a su empresa en esta situación de desconcierto", afirma. Algunos departamentos de Recursos Humanos han comunicado ya a los empleados esta alternativa, que debe pedirse antes de que termine el año.

Pagar más mes a mes o todo en 2021

A la hora de decidir si cambiar la retención del IRPF, la gestora administrativa señala que "es una cuestión de preferencia, o pagas mes a mes o pagas más dinero al hacer tu declaración, porque al final los impuestos que pagas son los mismos", explica.

No obstante, considera que si siempre es importante "hacer una previsión de tu declaración antes de fin de año, este año lo es más, de cara a saber qué pasará cuando tengas que rendir cuentas con Hacienda".

En cuanto al porcentaje de retención que habría que aplicar para estar en paz con Hacienda, plantea que "una solución sencilla es pedir que te retengan lo mismo que te retenían antes del ERTE". En ese caso, advierte de que como estando en ERTE se cobra menos "si te practican la misma retención probablemente te sobrará, pero es algo que ya ajustará Hacienda en la declaración de Renta".

"Ni que decir tiene que no hay que caer en el error de cerrar los ojos y no hacer la declaración si tienes obligación porque, más pronto que tarde, Hacienda te va a requerir", avisa. El SEPE también ha enviado notificaciones a quienes han cobrado de más por algún error de la Administración.

Apúntate a la newsletter de economía y tendrás cada semana las últimas noticias del sector, claves y recomendaciones de expertos. 

Etiquetas
Comentarios