Despliega el menú
Economía

Tercer Milenio

tecnología

Gemelos digitales y otras especies

Funciona como el departamento de I+D de empresas, pero el Instituto Tecnológico de Aragón anticipa el futuro con proyectos europeos. Este año lanza 7.

Laboratorio del Instituto Tecnológico de Aragón (Itainnova).
Laboratorio del Instituto Tecnológico de Aragón (Itainnova).
AlbertoCasas/Itainnova

Generar modelos de simulación para la creación de gemelos digitales del transporte intermodal. Analizar los flujos de puertos como el de Valencia o el de Rotterdam que pemitan mejorar sus infraestructuras. Estudiar la implantación de nanotexturas en la industria. Convertir a la minería en una industria del siglo XXI. Impulsar fábricas inteligentes. Crear una federación europea de Big Data. Impulsar la utilización de gemelos digitales en pymes manufactureras. El Instituto Tecnológico de Aragón, Itainnova, ha iniciado o iniciará en breve su participación en siete nuevos proyectos europeos, que suman 3 millones de euros. Iniciativas puestas en marcha en 2020 que posicionan el centro que dirige Esther Borao en la vanguardia del futuro que espera a nuestras empresas.

«En los últimos años nos hemos reforzado y generado capacidades tecnológicas en el ámbito digital, en tecnologías como la inteligencia artificial, el Internet de las Cosas, los gemelos digitales o el ‘blockchain’. Varios de estos proyectos europeos van en esta línea, ya sea para reforzar nuestro conocimiento tecnológico o para su aplicación en ámbitos concretos como el transporte, las cadenas de suministro o la industria 4.0», apunta Borao, que encabeza un equipo formado por 229 profesionales, el 40% de ellos mujeres.

«Dos de estos proyectos se enmarcan dentro de la iniciativa Aragon Digital Innovation Hub (EUHubs4Data, DIGITBrain) impulsado por Itainnova junto al Instituto Aragonés de Fomento (IAF) y la Universidad de Zaragoza, y que actualmente se está poniendo en marcha y va a ser un foco central para la digitalización de las pymes», precisa la directora del centro tecnológico. «Mirando al futuro, sin embargo, no es nuestra única apuesta tecnológica. Ya llevamos algunos años trabajando en proyectos en el ámbito de la economía circular para la reducción de emisiones, la eficiencia energética y mejor aprovechamiento de los recursos», añade. «Una de las cinco misiones definidas por la Comisión Europea es la de neutralidad climática, en donde nos queremos posicionar con nuestras capacidades actuales y futuras», recalca.

Llama la atención Esther Borao sobre los gemelos digitales. «En Itainnova pensamos que se trata de una tecnología de mucho valor para multitud de sectores y ámbitos», señala tras reseñar que ya los están aplicando en el mundo de la logística, el transporte y en los procesos de transformación de materiales a nivel industrial. «Esta capacidad de modelar, simular e integrar datos de los procesos y predecir en tiempo real cómo van a evolucionar, nos está permitiendo reducir a casi cero los errores en líneas de producción o mejorar la eficiencia en una red de transporte de mercancías», indica. «En el futuro, estos gemelos digitales se van a sofisticar con el uso de la inteligencia artificial y la integración de actuadores lo que va a permitir, por ejemplo, que evolucione la telemedicina o que se aplique en el planeamiento de las ciudades», destaca la directora del Instituto Tecnológico de Aragón.

Con sedes en el campus Río Ebro, en Zaragoza, y en el parque Walqa de Huesca, el Instituto Tecnológico de Aragón (Itainnova) trabaja con un presupuesto que en 2020 se eleva a los 18,22 millones de euros. Con unos 900 clientes (cifra de 2019), el 69,8% empresas con sede en Aragón, trabaja en un amplio espectro de sectores que van desde la automoción, el papel, los plásticos, la maquinaria de obra pública o el ámbito de los ascensores al transporte, el análisis de datos o el Big Data. En 2020 ha puesto en marcha (o lo hará en breve) siete proyectos europeos:

1-IW-NET: Transporte en la UE. Este proyecto propone llevar a cabo un proceso de optimización multimodal en todo el sistema de transporte de la Unión Europea, aumentando la cuota intermodal del transporte por vías navegables y apoyando las ambiciones de la UE de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero del transporte en dos tercios para 2050. En este proyecto, según fuentes de Itainnova, se realizará una revisión de las tecnologías facilitadoras para la gestión sostenible de la infraestructura. En esta iniciativa, Itainnova lidera la tarea de creación de los modelos de simulación para la creación de los gemelos digitales del transporte multimodal.

2-PLANET: Tecnología para el transporte sostenible. Itainnova participa en este proyecto de la iniciativa H2020 que se ha puesto en marcha este mes y que busca evaluar el impacto de los corredores comerciales globales emergentes en la red TEN-T, asegurando la conectividad efectiva y la sostenibilidad de la European Global Network. Planet es un proyecto de 36 meses que va más allá de los estudios estratégicos de transporte y de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC). «El proyecto se centra en la investigación sobre el transporte sostenible, mediante la demostración de los conceptos emergentes (Physical Internet) y las tecnologías (IoT, ‘blockchain’) en tres corredores de la Unión Europea (China-UE-Estados Unidos)», señalan desde el Instituto Tecnológico de Aragón. Se trata, añaden, de un enfoque geoeconómico, modelando y especificando la dinámica de las nuevas rutas comerciales y sus repercusiones en la infraestructura y las operaciones logísticas, con referencia específica a la red TEN-T. El consorcio Planet está formado por 33 socios, que en conjunto representan una amplia comunidad de los principales transportes y logística de la UE y del mundo.

3-NEW SKIN: Nanotecnología para nuevas superficies. Itainnova colabora con este proyecto en la caracterización de la transferencia de nanotexturas a diferentes piezas poliméricas durante el moldeo, aportando el conocimiento desarrollado en diferentes proyectos y un banco de ensayos que permite realizar dichas caracterizaciones. «Por poner un ejemplo de la complejidad del proyecto, para hacer una correcta transferencia de la textura en la pieza de una simple junta de caucho mediante el proceso de moldeo/desmoldeo es necesario contar con la colaboración de otros socios del proyecto y los últimos avances en agentes desmoldeantes, así como los últimos avances en tecnologías laser para el texturizado de precisión de los moldes», apuntan desde el Instituto. «La implantación en la industria de nuevos desarrollos en escala nanométrica necesita de distintas tecnologías avanzadas que no se pueden encontrar en un solo lugar», señalan desde el instituto tecnológico. «El objetivo del proyecto New Skin es poner a disposición de las empresas, mediante un único punto de entrada coordinado por la Convención Europea de la Construcción Metálica (ECCS), el acceso a múltiples nanotecnologías y sus correspondientes bancos de ensayo para el desarrollo de nuevas superficies y membranas que permitan la generación de nuevos productos con propiedades avanzadas», precisan. El proyecto lo desarrolla un consorcio con universidades, centros tecnológicos, asociaciones empresariales, pymes y grandes compañías a nivel europeo. Siete socios son españoles, seis franceses, cinco italianos, cuatro alemanes y tres suecos. También hay socios de Irlanda, Bélgica, Austria, Rumania, Polonia, Albania e Israel.

4-DIG IT: Digitalización para convertir a la minería en una industria de futuro. Del 1 de mayo de 2020 hasta el 30 de abril de 2024, Itainnova va a estar trabajando en un nuevo proyecto de colaboración, financiado por el programa Horizonte 2020. Durante esos 48 meses, el consorcio Dig IT destinará 7 millones de euros de financiación para digitalizar los procesos y operaciones de la industria minera, con el fin de hacerla más segura, más eficiente y más sostenible. Itainnova coordina este proyecto, cuyo objetivo es el desarrollo de una plataforma industrial de Internet de las Cosas que recopile datos de la industria minera y los transforme en conocimiento y acciones destinadas a mejorar la salud y la seguridad de los trabajadores de esta industria, así como a minimizar el impacto de la minería en el medio ambiente. «La plataforma integrará datos de diversa naturaleza: personas, máquinas, entorno y mercado. Se tomarán datos a nivel humano y a nivel de máquina y para caracterizar el entorno se registrarán las condiciones ambientales (como la calidad del aire y agua, temperatura) y del terreno (como la estabilidad de laderas, sísmica). Por último, la herramienta incluirá datos de mercado (oferta-demanda, precios de las materias primas)», explica María García Camprubí, integrante del equipo de Simulación Multifísica y Multiescala de Itainnova y coordinadora del proyecto.

5-DAT4ZERO: Tecnologías digitales para la industria. Este proyecto tiene como objetivo la mejora de los sistemas de fabricación mediante el uso de tecnologías digitales para lograr la producción con cero defectos. En concreto, Itainnova desarrollará mejoras de la línea de fabricación de rodamientos de la empresa aragonesa Fersa Bearings, fabricante de rodamientos para la automoción. Dat4.zero cuenta con un presupuesto de 440.000 euros, comenzará este verano y se desarrollará durante los próximos tres años y medio.

6-HUB Biquitous: Economía de datos para las pymes. Este proyecto busca la creación de una federación europea de Big Data Digital Innovation Hubs (DIH), con la ambición de convertirse en un instrumento de referencia para la experimentación e innovación transfronteriza basada en datos, y apoyar el crecimiento de las pymes europeas y las nuevas empresas en una emergente economía global de datos.

7-DIGITBRAIN: Gemelos digitales para la industria. Clave en este proyecto, que se pone en marcha el próximo 1 de julio, son los gemelos digitales, que aportan agilidad e innovación a las pymes manufactureras, al empoderar una red de DIH con una plataforma digital integrada que permite la fabricación como servicio (un nuevo modelo de negocio inteligente). Este proyecto «está profundamente arraigado en el ecosistema de innovación del proyecto I4MS CloudiFacturing y el industrial plataformas Fiware e IDS, y se basará en estos resultados, mediante la ampliación de la solución CloudiFacturing con un concepto de gemelo digital aumentado llamado «cerebro de producto digital» (DPB) y un modelo de negocio inteligente llamado ‘fabricación como servicio (MaaS)», apuntan desde Itainnova.

Pese a que el confinamiento decretado por la expansión de la covid-19 ha hecho que la actividad de Itainnova se resintiera estos meses, estos proyectos europeos se desarrollarán «con bastante normalidad» y sin verse afectados por el coronavirus, asegura Ester Borao, directora gerente de Itainnova.

Etiquetas
Comentarios