Despliega el menú
Economía

economía

"Los empleados del SEPE tienen miedo a incorporarse a las oficinas el 22 de junio"

Aragón es una de las comunidades en las que la atención presencial se retomará dentro de una semana.

Sede del SEPE en Madrid.
Sede del SEPE en Madrid.
Heraldo.es

Las oficinas del servicio público de empleo (SEPE) preparan su apertura en las próximas semanas. En Aragón está previsto que lo hagan el 22 de junio, según la decisión de la dirección provincial del organismo estatal. La tensión generada en estos meses por la avalancha de expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) debido a la crisis sanitaria de la covid-19 y los retrasos en la tramitación y pago de las prestaciones por desempleo hace que los empleados esperen una avalancha de usuarios.

"Los empleados del SEPE tienen miedo a incorporarse a las oficinas el 22 de junio", han asegurado desde el sindicato CSIF-Aragón. La organización ha presentado este viernes una denuncia en Madrid ante las amenazas que ha recibido durante estos meses a través de las redes sociales.

Durante el estado de alarma, los empleados han seguido trabajando desde casa. La carga de trabajo en estos meses ha aumentado un 600% en Zaragoza, en Teruel más del 800% y un 500% en Huesca, esta última provincia en la media nacional, calcula CSIF. "Todo se ha realizado a base de teletrabajo. En muchos casos poniendo el trabajador su ordenador, su wifi y con jornadas maratonianas para intentar acelerar", asegura Francisco Domínguez, responsable provincial del sector de la Administración General del Estado de CSIF Aragón. Critica la falta de personal y el elevado número de interinos, que supera el 20%.

Sin embargo, ello no ha evitado el colapso en la tramitación. Es consciente de la difícil situación que atraviesan muchas familias porque "hay gente que lleva tres meses sin recibir un euro", pero recuerda que "el funcionario que se van a encontrar en la mesa no es el culpable de que no le hayan hecho el ingreso"

Próximo día de pago, el 10 de julio

La organización sindical calcula que hay más de 200.000 personas en España que no han cobrado esta semana el ERTE y no van a cobrar hasta el próximo día de pago, el 10 julio. En parte por los errores en los expedientes, tanto en datos que ha facilitado la empresa o el trabajador como en los cálculos del SEPE, que achaca al "elevado número de prestaciones".

"Es imposible tramitar 3,5 millones de ayudas que ha habido con los ERTE en España", considera. Y advierte de que la carga de trabajo sigue aumentando. "Sigue habiendo empresas que hacen ERTE y ahora hay empresas que pasan a presentar expedientes de regulación (ERE), que también hay que tramitar", indica.

Los sindicatos han pedido que se refuercen las medidas de seguridad en las oficinas, en su mayoría compartidas con el Inaem. El servicio se comenzará a prestar con cita previa, aunque es consciente de que "habrá gente que aunque no tenga cita se presente en la oficina".

"Hemos solicitado al director general del SEPE que no se abrieran las oficinas hasta que no se resuelvan la mayoría de expedientes porque estamos viendo en las redes sociales que la culpa va a ser el empleado que esté allí", lamenta. Además, la apertura de las oficinas puede retrasar más el trabajo porque el funcionario que atienda al público "no va a poder estar tramitando los ERTE". 

Piden que se cumplan los protocolos de seguridad con mamparas de protección, geles desinfectantes, mascarillas, guantes y distancia social. "Si no los trabajadores del SEPE no se incorporarán", ha advertido.

Apúntate a la newsletter de economía y tendrás cada semana las últimas noticias del sector, claves y recomendaciones de expertos.

Etiquetas
Comentarios