Despliega el menú
Economía

La facturación de las empresas sufrió en marzo su mayor caída en once años

El descenso interanual de su cifra de negocio fue de un 16,8% y el sector más afectado fue el de servicios no financieros, con un retroceso del 20,8%.

Terrazas en la plaza López Allué de Huesca en plena desescalada
Terrazas en la plaza López Allué de Huesca en plena desescalada
Pablo Segura

La cifra de negocios empresarial registró una caída interanual del 16,8% en el mes de marzo, en su mayor retroceso desde el mes de julio de 2009, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística (INE). El índice corregido de efectos estacionales y de calendario refleja un descenso aún mayor, del 18,3%, en la facturación entre marzo de este año y el mismo mes de 2019.

Por sectores, de acuerdo con el índice original, sin corrección estacional, el más afectado fue el de servicios no financieros de mercado, cuya cifra de negocio en marzo cayó un 20,8% interanual. A continuación se colocó el comercio, con un retroceso del 17,6% en sus ventas, mientras que las industrias extractiva y manufacturera registraron una merma en su facturación del 13,9%. El menor daño lo sufrieron las compañías que se dedican al suministro de energía eléctrica y agua, saneamiento y gestión de residuos, que mermaron su cifra de negocio un 8,6%.

Las cifras por sectores corregidas de efectos estacionales y de calendario empeoran las anteriores y, de este modo, la caída de la facturación en los servicios no financieros de mercado alcanza el 21,5%, mientras que la del comercio asciende al 18,9%.

En todo caso, las cifras son mucho peores que las de febrero, cuando la facturación de las empresas crecía a un ritmo interanual del 1,2%.

Si comparamos las cifras de marzo con las de febrero, comprobamos que la caída de la cifra de negocio fue de un 19,3%. Por sectores, el descenso intermensual más importante fue el de los servicios no financieros de mercado (-23%), seguido del comercio (-20,9%) y de las industrias extractivas y manufacturera (-17%). Mientras tanto, la facturación por suministro de energía eléctrica y agua, saneamiento y gestión de residuos retrocedió un 2,4% en marzo en comparación con el mes de febrero.

De acuerdo con el INE, la entrada en vigor del decreto del 14 de marzo sobre el estado de alarma para la gestión de la crisis sanitaria, que llevó a la limitación de la libertad de circulación de las personas, a la suspensión de la apertura al público de los locales y establecimientos y de las actividades de restauración, provocó que muchas empresas cerraran o tuvieran una menor actividad a partir de esa fecha. De hecho, incluso la recogida de información por parte del INE se vio afectada por esta circunstancia, puesto que se realizó durante el mes de abril, cuando algunos establecimientos estaban aún cerrados, lo que ha dificultado los contactos con las empresas. A pesar de ello, confiesa el INE, la tasa de respuesta fue "muy aceptable" y se situó por encima del 80%. De ahí que la calidad de los indicadores de este mes sea similar a la de cualquier otro mes.

Etiquetas
Comentarios