Despliega el menú
Economía

coronavirus

El Mobile cree que la anulación por fuerza mayor ayudará a reducir indemnizaciones

Desde la Patronal de Fomento  del Trabajo de Cataluña apuestan por negociar que el Mobile se quede más años en Barcelona

Cancelado el Mobile World Congress (MWC) de Barcelona
Cancelado el Mobile World Congress (MWC) de Barcelona
Agencias

La asociación GSMA, organizadora del Mobile World Congress (MWC), ha asegurado este jueves que la cancelación de la edición de 2020 se debe a una situación de "fuerza mayor" debido a la epidemia de coronavirus, lo que, a su juicio, les exonera de responsabilidades económicas.

El consejero delegado y el director general de GSMA, John Hoffman y Mats Granryd, respectivamente, han participado en una rueda de prensa conjunta con representantes de las administraciones públicas y Fira de Barcelona para dar explicaciones de la cancelación del Mobile y mostrar un frente común para trabajar para próximas ediciones, que esperan que repitan el éxito del pasado.

Tras afirmar que no tenían otra opción que cancelar el evento, los directivos de la patronal mundial de los operadores móviles han señalado que los contratos de GSMA con sus clientes incluyen cláusulas de fuerza mayor y se han mostrado convencidos de que estas son aplicables a lo ocurrido estos días.

"Es una situación de fuerza mayor. No vamos a hacer especulaciones, veremos lo que especifican los contratos. Se analizarán los términos de cada uno. Hemos tomado esta decisión por una epidemia", ha afirmado Hoffamn.

En respuesta a preguntas de los periodistas, han restado relevancia al hecho de que no exista una declaración de emergencia sanitaria que afecte a España y a Barcelona, y de que tanto el Gobierno español como la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona hayan insistido una y otra vez en que no existía ninguna razón sanitaria para suspender el evento.

El director general de GSMA, que ha participado por primera vez en una rueda de prensa en Barcelona, ha alegado que tienen "muchas declaraciones de centros de prevención europeos de control de enfermedades que dicen que es importante limitar o reducir las reuniones con tantos participantes".

"No se trata de nada en contra de Barcelona o España. Se trata de la explosión de una enfermedad. La gente está falleciendo globalmente. Hubiéramos tenido a millares de personas reunidas en Barcelona y es el riesgo que queríamos evitar", ha apuntado, tras recordar que el Mobile es el evento ferial que atrae a más participantes (más de 100.000 estaban previstos para 2020).

Respecto al coste que tendrá para GSMA la cancelación, los directivos han asegurado que aún no se ha analizado, para subrayar que GSMA es una asociación sin ánimo de lucro y que se ha cancelado el evento basándose en "una decisión no financiera", sino "de bienestar y salud".

Fuentes del sector han apuntado que, a partir de esta semana, empezará un proceso que puede ser muy largo de estudio de cada uno de los contratos vinculados con el Mobile y que podría llegar a enfrentar a la misma organización GSMA con los socios que han visto cómo se cancelaba el evento sin que ellos lo desearan.

Se da por hecho que las firmas tecnológicas que optaron por no venir a Barcelona cuando aún se mantenía el evento asumirán las responsabilidades económicas que se hayan generado.

El presidente de Foment del Treball, Josep Sánchez Llibre, ha cifrado en 500 millones de euros las pérdidas para la economía de Barcelona, Cataluña y del conjunto de España derivadas de la cancelación. "Es una cantidad muy significativa que vamos a asumir los empresarios de la hostelería, la restauración, la movilidad y los que han participado en la construcción de las instalaciones", ha afirmado Sánchez Llibre en declaraciones a la prensa en Madrid.

Por ello, ha considerado que se trata de una "pésima noticia", si bien se ha alineado al lado de la GSMA porque ha argumentado que una empresa sin clientes no tiene viabilidad y el MWC estaba registrando bajas de sus expositores por el brote mundial de coronavirus.

Sin embargo, a pesar de estas pérdidas ocasionadas por este "virus maldito", el presidente de Foment del Treball, la patronal catalana, ha apostado por pasar página y buscar oportunidades de futuro.

"Hay que buscar otra gran oportunidad para que el MWC no sólo se pueda realizar en 2021 --la próxima edición prevista--, sino negociar implementarlo más años en Barcelona, ya que no ha dejado de ser un éxito en los años en los que se ha realizado", ha sostenido, y ha añadido que de no ser por este virus, no hubiera habido ningún problema para su celebración.

Sobre si cree que la decisión de la GSMA de cancelar el congreso ha sido precipitada, ha puesto en valor que la Organización Mundial de la Salud (OMS) y las indicaciones del resto de autoridades sanitarias del conjunto de España aseguraban que la situación estaba controlada.  "Todo esto estaba muy bien, pero cuando pierdes clientes o expositores... Hay que tener conciencia de que se ha hecho lo que se tenía que hacer", ha insistido Sánchez Llibre, que ha pedido evitar nerviosismos y buscar oportunidades de futuro.

Etiquetas
Comentarios