Economía

ECONOMÍA

El empleo del futuro demandará más perfiles técnicos o con alta formación

La compañía ManpowerGroup, que inaugura este jueves su nuevo ‘hub’ en Zaragoza, dibuja un esbozo en torno a cómo evolucionará el trabajo en los próximos años.

El empleo del futuro será más femenino.
El empleo del futuro será más femenino.
Marek Levak

La compañía especialista en gestión de talento ManpowerGroup, que inaugura este jueves su nuevo 'hub' en Zaragoza, ha dibujado un esbozo en torno a cómo evolucionará el empleo en los próximos años. Ingeniero informático o industrial, experto en 'data science' o 'big data', responsable de ciberseguridad, comercial digital o 'account manager' son algunos de los puestos que más demandarán las empresas en la década venidera; pero no solo: también operarios cualificados para cubrir el enorme volumen de mercancías que necesitarán transporte. Más a largo plazo, programadores, analistas, diseñadores de 'software' o especialistas en finanzas gozarán también de grandes oportunidades.

El informe vaticina que Aragón finalizará el año con 585.000 empleos, todavía por debajo de las cifras previas a la crisis; no será hasta 2021 cuando se rebasen los niveles de 2007. "Evolucionamos hacia una ocupación más terciaria, más femenina, de más edad, con más peso de la inmigración. En particular, con más presencia de la formación profesional o de técnicos de altas cualificaciones educativas", advierte el director comercial de ManpowerGroup, Manuel Solís.

Más empleo joven

El empleo en Aragón crecerá un 1,9% este año, cuatro puntos por debajo de la media nacional. Y de cara a 2026, el envejecimiento de la población elevará la contratación de personas que superen los 50 años, aunque reducirá las incorporaciones de profesionales de menor edad. Aumentará significativamente la firma de jóvenes por debajo de la treintena al ser conocedores estos desde pequeños de las últimas tecnologías. Aquellos puestos que requieran formación de nivel alto crecerán un 1,8%; los de nivel bajo, un 1%; más difícil lo tendrán los de nivel medio, que caerán un 0,1%.

Las pérdidas de población "implican también pérdida de talento, en definitiva, el motor de las empresas, pero también de las comunidades", lamenta Solís. Este, a su vez, advierte de que "un 24% de los directivos afirman tener dificultades para cubrir los puestos que necesitan". ¿Y cómo evitarlo? A través de la formación, centrada siempre en la capacidad de aprendizaje o adaptación a los cambios. "La fórmula de la empleabilidad es conocimiento técnico más 'soft skills', también conocidas como competencias sociales", sentencia.

Etiquetas
Comentarios