Despliega el menú
Economía

foro de movilidad

"No se puede improvisar con una industria que representa el 10% del PIB y emplea a casi 2 millones de familias"

Es la advertencia que ha lanzado al Gobierno Francisco José Pérez Botello, presidente del grupo Volkswagen en España, en la cita que ha reunido por primera vez en Zaragoza a la plana mayor de Anfac, los principales fabricantes de coches del país

Los directivos de las principales empresas de fabricantes de coches del país se han reunido en Zaragoza invitados por el Gobierno de Aragón e Ibercaja para hablar de la movilidad del futuro. Foto de familia de todos ellos.
Los directivos de las principales empresas de fabricantes de coches del país se han reunido en Zaragoza invitados por el Gobierno de Aragón e Ibercaja para hablar de la movilidad del futuro. Foto de familia de todos ellos.
Guillermo Mestre

Una "transición ordenada" basada en criterios científicos y no ideológicos es lo que ha pedido al Gobierno Francisco José Pérez Botello, presidente del grupo Volkswagen en España, al entender que no se puede improvisar ni poner en peligro una industria que representa el 10% del Producto Interior Bruto de nuestro país y  que da empleo a dos millones de familias, uno de cada diez puestos de trabajo del país. 

En la primera ocasión en que la Asociación española de fabricantes de automóviles y camiones Anfac celebra sus reuniones fuera de Madrid y Barcelona, el sector ha hablado alto y claro. Sí está por la electrificación, pero no a golpe de prohibiciones ni medidas sin ninguna base científica. Juan Antonio Muñoz Codina, presidente del cluster ibérico del Grupo PSA y director general de la fábrica zaragozana de Figueruelas, ha remarcado el potencial de España como segundo productor de coches de Europa, después de Alemania, algo que hay que cuidar porque se ha conseguido con la inversión de los constructores y el apoyo institucional. "No podemos perder la posición altamente competitiva alcanzada. Es el coste total de nuestra industria lo que nos ha puesto en el centro de gravedad del mercado y ese coste de manufacturas y también el de los proveedores lo que hemos de mantener para no perder esa posición de éxito del sector en nuestro país". 

Por su parte, el vicepresidente ejecutivo de Anfac, Mario Armero, ha pedido al Gobierno que salga de las urnas una política industrial que impulse la competitividad de las 17 fábricas que existen en España para que nuestro país sea más atractivo a la hora de captar inversiones; el apoyo a una política de renovación del parque automovilístico español, con una edad media de 11,5 y 12 años de antigüedad, que lo sitúa en el segundo puesto de Europa así como medidas para luchar contra un envejecimiento que va a ir a más en los próximos años; y en tercer lugar, una coherencia en las políticas porque no puede haber 5 leyes del cambio climático y 54 planes de calidad del aire diferentes en todo el territorio nacional.

Respecto a la planta zaragozana de Opel PSA, su máximo responsable se ha mostrado orgullloso de dirigir la primera fábrica en España que va a lanzar a principios del año que viene el primer vehículo totalmente eléctrico. "Estoy feliz y encantado de volver a trabajar en mi país. No es una sorpresa sino una constatación en los tres meses que llevo aquí que esta es una de las factorías más importantes en España y en Europa tanto en lo cuantitativo por capacidad o volumen como en lo cualitativo por la excelencia operacional demostrada, lo que hace que su competitividad por vehículo se encuentre en muy buen nivel". Dicho esto, ha explicado que el grupo PSA ha puesto a un vigués al frente de la factoría zaragozana y a un zaragozano al frente de la de Vigo para "aprovechar lo mejor de cada casa y de dos culturas diferentes, la del grupo francés y del alemán, sacar lo bueno de cada una de ellas". Reconociendo que están trabajando ya en el nuevo Corsa, ha elogiado unas plataformas multienergía que les permiten en las cuatro plantas que tienen en España sacar versiones eléctricas de todos sus modelos

 

Etiquetas
Comentarios