Despliega el menú
Economía

AUTOMOCIÓN

El biplaza eléctrico que se conduce sin carné

Citroën ha presentado este martes en el salón de Ginebra el coche de concepto Ami One. 

Salón Automóvil Ginebra
El coche de concepto Ami One.
Denis Balibouse/Reuters

Es una de las joyas del espacio expositivo de Citroën en el Salón de Ginebra, adonde llega como una primicia mundial. El Ami One, un coche biplaza eléctrico, eminentemente urbano, que “lleva lo digital al centro de una nueva experiencia de movilidad más libre y serena”, es uno de los protagonistas destacados de la ‘Maison Citroën’, el ‘stand’ de esta marca francesa del grupo PSA. Se conduce sin carné, de ahí que este coche de concepto (podrá ser ensamblado en serie o nunca salir al mercado) tenga “una libertad de uso para todos”, según la marca, que ofrece para este vehículo una experiencia “a la carta” que va desde los 5 minutos, las 5 horas y hasta los 5 años y que se gestiona mediante una aplicación específica para el móvil. Es decir, que es perfecto para el ‘car sharing’ (coche compartido) que puede marcar el futuro de la movilidad.

En el sitio reservado para Citroën en la muestra suiza también destacan su nuevo buque insignia, el SUV C5 Aircross, ‘hermano mayor’ del C3 Aircross, que se fabrica en la planta de Opel/PSA en Zaragoza. La marca exhibe asimismo y como primicia el Space Tourer The Citroënist, una suerte de furgoneta moderna y conectada, si bien en todo su zona expositiva hay vehículos que recogen la historia de 100 años de la marca, que se celebran este 2019, incluido el citado ‘aragonés’ C3 Aircross. En la presentación de los modelos de la segunda firma del grupo que lidera Peugeot, este martes a las 12 del mediodía, se ha hecho hincapié en el mensaje de libertad, colorido y apertura que se quiere transmitir con nuevos modelos. Un mensaje fortalecido con música de Supertramp (‘Take a long way home’) y otra melodía pegadiza que aludía una y otra vez al ‘freedom!’, ‘freedom!, la libertad de quien conduce. Un ‘happy birthday, Citroën’ puso la guinda final a la presentación. Eso sí, con mucho acento francés.

Etiquetas
Comentarios