Despliega el menú
Economía

Opel advierte que cerrar una negociación "en falso" pone en peligro el futuro de la fábrica

La dirección se muestra "receptiva" a reflexionar sobre el rotundo rechazo del comité de la planta de Figueruelas a una oferta de convenio que reduce sus derechos.

Trabajadores de Opel España entran a la factoría de Figueruelas.
Opel advierte que cerrar una negociación "en falso" pone en peligro el futuro de la fábrica
Raquel Labodía

La dirección de Opel España trasladó ayer al comité de empresa su disposición a seguir negociando el convenio colectivo y buscar "acuerdos" con la representación de los trabajadores, pero avisó de que cerrar la negociación "en falso, sin haber resuelto problemas de competitividad evidentes, nos pone en una situación insostenible para el futuro". En una reunión en la planta de Figueruelas, la empresa habló de buscar acuerdos "sobre la base de que estos realmente sirvan para mejorar nuestra posición competitiva dentro del grupo PSA para que de esta forma estemos en condiciones de optar a nuevas inversiones y proyectos".

Tal y como se preveía, el encuentro entre ambas partes fue breve. Los representantes de los trabajadores, por unanimidad de todos los sindicatos, trasladaron a la dirección de Opel que no van a negociar la plataforma de convenio que les fue presentada el martes, en la que se recoge una rebaja salarial del 6% en 2018, cuatro años de congelación de sueldos, reducción de pluses, aumentos de jornada y recorte de las pausas, entre otras medidas. Ya el mismo día en que conocieron la propuesta la calificaron de "impresentable" e "inasumible".

"Le hemos expresado a la empresa el sentir de los sindicatos y de la plantilla, contrastado el miércoles en las asambleas de pausa, en las que quedó patente el malestar ante la plataforma presentada por la empresa. La parte social rechazamos los términos de la propuesta. Les solicitamos que reflexionen sobre lo que la representación de los trabajadores les estamos solicitando y, cuando lo hayan hecho, cuando de verdad quieran negociar un convenio justo para las dos partes, nos convoquen a la mesa de negociación", indicó el comité a la dirección. Eso sí, dejó claro que quiere seguir negociando y reconoció que la empresa se ha mostrado "receptiva" a reflexionar.

De este modo, tal y como avanzó Sara Martín, presidenta del comité de empresa de Opel, la mesa de negociación está ahora suspendida "a la espera de que la empresa nos convoque para presentarnos una nueva plataforma o una plataforma modificada". "Estamos dispuestos a sentarnos siempre que haya una modificación sustancial sobre la plataforma presentada", ahondó.

El secretario de la sección sindical de UGT en Figueruelas, José Carlos Jimeno, mostró también la voluntad del comité de empresa de seguir negociando, pero sobre la base de otra plataforma. "Nosotros lucharemos por un convenio justo y adecuado para los trabajadores. En ningún momento queremos romper la mesa negociadora" apuntó tras avanzar que el comité va a seguir con el calendario de negociaciones (la próxima reunión está señalada para el martes).

Por su parte, Chema Fernando, portavoz de la sección sindical de Comisiones Obreras, resaltó que la propuesta de la compañía obstaculiza llegar a un convenio. "Estamos más lejos de un acuerdo que cuando empezamos a negociar. Hemos conminado a la dirección a que la retiren, que se lo piensen un poco y presente una oferta que nos acerque a un pacto. La empresa ha escuchado nuestra posición y ha dicho entender el mensaje unánime de sindicatos y plantilla", afirmó.

Desde Acumagme, su secretario general, Javier Lezcano, confió en que el próximo martes la empresa recoja otra oferta que "consideremos más seria", ya que la actual considera que no es aceptable. Para este sindicato es importante que en el convenio estén incluidos todos los trabajadores ("también los de los niveles 6 y 7") y que haya una "solución de futuro" para las líneas de producción 1 y 2.

El secretario sindical de OSTA, Juan Pardo, advirtió a la dirección que "tiene que cambiar la línea de negociación si quiere seguir dialogando". "Intuyo que la empresa va a presentar otra propuesta porque está de acuerdo de seguir negociando", afirmó. Pardo recordó la petición sindical de un incremento salarial del 1,5% al 2% para cada año de convenio.

La consejera de Economía del Gobierno de Aragón, Marta Gastón, expresó su confianza en que habrá un acuerdo en Figueruelas y que "la paz social sea de nuevo la que reine al final".

Etiquetas
Comentarios