Despliega el menú
Economía

Errores de decoración que no hay que cometer en el salón de casa

En materia de decoración conviene seguir algunas reglas de oro que evitarán un gasto excesivo y un resultado desastroso del que no sentirse nada orgulloso.

Salón.
Salón.
Pexels

Los 'crímenes decorativos' son una realidad y están mucho más extendidos de los que muchos piensan, y lo cierto es que no extraña a ningún interiorista, pues la mayoría de las veces, tomamos decisiones precipitadas que tienen como resultado un salón desproporcionado y alborotado que no casa con la idea de partida. Evitar estos errores garrafales que tanto dinero, esfuerzo e ilusión gastan no es, sin embargo, difícil. Tan solo hay que dejarse guiar por una serie de consejos básicos que ayudarán a dar con la distribución adecuada. 

Tres consejos que conviene seguir para evitar desastres de decoración

No tomar medidas, el primer mal paso. Cuando se llega a la zona de exposición de cualquier tienda de muebles es inevitable que parezca que todo quedaría de maravilla en el salón de casa; sin embargo, conviene contener las ansias de comprar y volver a casa para tomar todas las medidas necesarias. De esta manera se podrá realizar también un plano que ayude a tener en cuenta todos los espacios y combinaciones posibles, ya que ayudará a evitar un exceso de concentración de mobiliario en algunas zonas y falta en otras. No olvidar: es fundamental tener en cuenta los enchufes, interruptores, tomas de antena, ventanas y puertas a la hora de diseñar la distribución del salón.

¿Minimalista o maximalista? Estos dos conceptos de decoración siempre están a la última, y a grandes rasgos lo que los diferencia es la cantidad de elementos que formará parte del resultado final. Claro que, ni minimalista quiere decir vacío y carente de personalidad, ni maximalista pretende ser excesivo en colores, texturas y tejidosLo funcional es lo más importante. Bien es cierto que las decoraciones imposibles y creativas son muy vistosas y divertidas, no hay que olvidar que en el salón de casa -centro de la actividad familiar- lo más importante es que la distribución y la decoración sea funcional. Para evitar caer en el error, hay que valorar qué es lo que realmente se necesita (almacenamiento para libros o juguetes, colores para disimular los pelos de las mascotas, cajas para guardar todo lo que sale de los bolsillos...) y añadirlo a la composición.- Ir al suplemento de vivienda

Etiquetas
Comentarios