Despliega el menú
Economía
Suscríbete

La industria auxiliar invertirá 120 millones en 2016

El lanzamiento del Mokka en 2014 ha sido determinante como palanca para las auxiliares.

Unos operarios trabajan en las instalaciones de Moldes Cereza, en el polígono Malpica.
Unos operarios trabajan en las instalaciones de Moldes Cereza, en el polígono Malpica.
Aránzazu Navarro

Las inversiones de la industria auxiliar aragonesa para poder suministrar en 2017 componentes a los nuevos modelos de Opel y de otros fabricantes como Volkswagen o PSA van a superar este año los 120 millones de euros. Así lo constató ayer David Romeral, director gerente del Cluster de la Automoción de Aragón (CAAR). "Uno de cada tres euros que exportamos son automoción, lo que refleja el peso del sector en nuestra economía y también en la española. Esperemos que sigan manteniéndose estas cifras", dijo.

Romeral destacó que el lanzamiento del Mokka en 2014 ha sido determinante como palanca para las auxiliares. "Este verano se ensamblará en Figueruelas la nueva versión X de este modelo y las llegadas del sucesor del C3 Picasso y el nuevo Meriva, previstas para 2017, serán un nuevo acicate para los proveedores, que ya en 2015 invirtieron unos 100 millones para preparar utillajes, prensas y todo lo necesario. Cada vez el fabricante exige más calidad y precios más competitivos, lo que les obliga a invertir continuamente", añadió.

En Moldes Cereza, proveedor Tierz 2 para firmas como CEFA o Kdk de Borja –que facturó el pasado año 5,6 millones– completarán este año su plan estratégico de inversión de 5 millones que le ha permitido diversificar lo suficiente para trabajar con casi todas las marcas. "Hacemos muchos componentes para Volkswagen, Opel y Seat, aunque no les suministramos directamente a ellos", destacó Javier Cereza. "Afortunadamente el mercado nacional ha crecido y se ha equilibrado con el de la exportación. Eso sí, los alemanes nos tienen donde nos querían tener. Ofrecemos muy buena relación calidad/precio y flexibilidad", indicó. "Hay muchos proyectos en marcha", reconoció, bastantes con fabricantes alemanes con plantas repartidas por República Checa, Polonia, Rumanía o México, si bien actualmente Moldes Cereza hace también alguna pieza para el mini nuevo de BMV que se fabrica en Múnich. "Carga de trabajo no falta", dijo, pero "sí personal especializado en mecanizado del molde".

Que el sector tira de la economía y que está generando contratación lo corrobora también Dana Automoción. El director de la planta zaragozana, Alfonso Orduna, indicó que desde el año pasado hasta ahora han incorporado a una veintena de operarios más. "Ahora empleamos a 273 personas frente a las 250 que teníamos", indicó. "En verano vamos a instalar una nueva línea de fabricación, la más tecnológica de todo el grupo, con una inversión cercana a los 6 millones que iniciamos ya el pasado año y que nos va a permitir suministrar 5 millones de pantallas termoacústicas –que aíslan diferentes partes del motor y el sistema de escape– a la fábrica de Faurecia en Portugal, que a su vez las suministra a varias plantas de PSA en Europa. Es un proyecto a cuatro o cinco años", indicó.

DANA, que exporta el 80% de sus apantallamientos y que ha pasado de fabricar solo recambio a hacer un 25% de equipo original, facturó 36,7 millones en 2015, un 8% más en un año en el que obtuvo la certificación OHSAS 18001 en seguridad y salud laboral y el reconocimiento Q1 de Ford para poder suministrar a este fabricante.

M. Llorente

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión