Despliega el menú
Economía

La conflictividad laboral baja un 7% en los nueve primeros meses del año

El nivel de acuerdo llega al 67% en general, y en los despidos, que han aumentado, alcanza el 74%, según el SAMA.

La conflictividad laboral baja, pero poco, solo un 7%, en los nueve primeros meses del año. Es la lectura que hacen los sindicatos de los datos proporcionados por el Servicio Aragonés de Mediación y Arbitraje (SAMA), que indican que hasta el 30 de septiembre de este año han mediado en 5.133 expedientes individuales, la mayoría por despido (4.172) frente a los 5.561 registrados en el mismo periodo del año pasado de los que 4.366 fueron despidos. «Pensábamos que se iba a notar algo más de mejoría, pero la verdad es que se reduce muy poco la conflictividad laboral. Los expedientes de regulación de empleo sí se han reducido en mayor medida, aunque el número de trabajadores no porque en cuanto entra un ERE de Opel distorsiona la estadística al afectar a muchas personas», señalaron desde CC. OO.. Además, dijeron, si se hace una proyección de cómo acabará este 2015 en mediaciones, «nos queda prácticamente igual que en 2014». Entonces, el SAMA gestionó 7.580 conflictos laborales y este año es previsible que cierre con 6.844. Se ha registrado un repunte en despidos disciplinarios frente a los objetivos que son los que más se usaron en los años más duros de la crisis. «En lo que va de año detectamos más despidos en proporción al número total de expedientes tramitados que en el mismo periodo del año anterior», indicó Concha Gil, gerente del SAMA.Menos impagos y más despidos

No obstante, añadió, sí se percibe un cambio de tendencia. «En plena crisis, mediábamos más en despidos colectivos y modificación sustanciál de condiciones de trabajo, mientras que ahora vemos muchos bloqueos de convenio y ‘declarativos de derecho’, es decir, reclamación de condiciones o cantidades marcadas en convenio. «Mejoran también los resultados. Si en despidos en los nueve primeros meses de 2014 acordamos un 70%, en el mismo periodo de este año el acuerdo se ha incrementado hasta el 74%, lo que indica que vuelve a haber liquidez en las empresas para hacer frente a las indemnizaciones y lo que es también muy demostrativo de que la situación ha mejorado es que las extinciones de la relación laboral por impago han bajado un 45% respecto a 2014». No obstante, «estamos muy lejos del número de expedientes de antes de la crisis. Entonces gestionábamos unos 4.000 expedientes y este año lo cerraremos en unos 6.844». Por eso, la directora general de Trabajo, Soledad de la Puente, cree necesario incrementar el próximo año un 3% el presupuesto del SAMA y asi lo ha solicitado.

Etiquetas
Comentarios