Despliega el menú
Economía

Gastronomía

Por el precio de la almendra

Los amantes del turrón pagarán por él un 40% más este año

El precio de la almendra, base fundamental de estos dulces típicos de la Navidad, se ha disparado tras una de las peores cosechas registradas en Aragón durante la última década.

Los nutricionistas recomiendan controlar el consumo de alcohol y de dulces e intentar respetar los horarios.
Visto bueno a los turrones que nos comeremos en Navidad

El turrón es un dulce típico de la gastronomía navideña que no suele faltar en ninguna despensa aragonesa. Sin embargo, este año habrá que pagar por él un 40% más que el año pasado. La culpa del incremento es de la falta de almendras, base fundamental de cualquiera de estos dulces. Aragón ha registrado este año una de las peores cosechas de la última década y su escasez ha llegado a doblar el precio del kilo.

Las heladas de los últimos días del mes de febrero dejaron tiritando a las variedades de largueta y marcona -las más comunes y consumidas en Aragón-, y solo las variedades de floración tardía han logrado aflorar un poco. Aún así, este año se han recogidomenos de la mitad de kilos que el año pasado.

“Para satisfacer la demanda nos hemos visto obligados a aprovisionarnos de terceros cogiendo pequeñas partidas por el resto de España, porque la escasez es general en todo el país”, explica Santiago Izquierdo, gerente del Consorcio de Frutos Secos de Aragón S.L, una de las mayores sociedades transformadoras y comercializadoras de almendra en la comunidad aragonesa. “Hay mucha demanda y muy poca oferta, por lo que el precio ha aumentado casi un 40% con respecto al año pasado y hemos tenido que pasar de vender el kilo 4,5 o 5 euros a 6 o 6,5”, añade.

Incremento en los dulces de Todos los Santos

En el Horno Ismael, en Zaragoza, se dedican a la repostería tradicional aragonesa y son uno de los mayores productores de turrón de la ciudad con 22 variedades diferentes. Todavía no han empezado a producir los dulces navideños, pero ya se han aprovisionado con más de 1.500 kilos de almendras para elaborar casi 4.000 kilos de turrón. “La almendra es la base fundamental de cualquier turrón porque prácticamente todos parten desde un mazapán o un praliné”, explica Luis Carlos Usón, gerente pastelero del Horno Ismael. “Nosotros solemos comprar la almendra en Alcañiz y Borges pero este año hemos tenido que buscar en otros sitios debido a la poca cantidad que hay en todo Aragón y hemos pasado de pagar 7 euros por el kilo a 12 euros”, añade.

Al precio de la almendra también hay que sumar un incremento similar experimentado en el precio del piñón nacional. Mientras el año pasado el kilo rondaba los 36 euros, este año ha llegado a alcanzar los 50. “El aumento de ambos se notará especialmente en los dulces típicos de Todos los Santos como los huesos de santo o los empiñonados, por los que este año se llegará a pagar hasta 50 euros cuando el año pasado el precio del kilo oscilaba entre los 36 y los 38 euros”, matiza Usón.

Consulta otras noticias de gastronomía.

Etiquetas