Economía

Tributos

La DGA dice que no subirá los impuestos a las rentas más altas

Saz asegura que solo el 3% de los contribuyentes tiene bases imponibles por encima de los 60.000 euros y aportan cerca del 28% de la recaudación total en Aragón.

La DGA dice que no subirá los impuestos a las rentas más altas
CORTES DE ARAGON

El consejero de Hacienda y Administración Pública del Gobierno de Aragón, José Luis Saz, ha descartado la subida de tributos dentro de las competencias de la comunidad autónoma porque en estos momentos de crisis económica "la liquidez debe estar en el bolsillo de los aragoneses". 

En respuesta a una interpelación parlamentaria formulada por el portavoz de IU en el pleno de las Cortes de Aragón, Adolfo Barrena, el consejero ha añadido que "no podemos ahogar más a las familias con una nueva imposición tributaria" y ha asegurado que en la Comunidad no se va a aplicar el céntimo sanitario en 2013.

Tampoco se va a recuperar el impuesto sobre tendidos aéreos, que afecta principalmente a las estaciones de esquí, porque quienes saldrían "perjudicadas" serían "las personas que viven en los valles y se benefician de la actividad económica de la nieve".

Respecto al tramo autonómico del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), ha sostenido, como ya adelantó HERALDO DE ARAGÓN, que solo el 3% de los contribuyentes tiene bases imponibles por encima de los 60.000 euros y estas personas aportan cerca del 28% de la recaudación total en Aragón, mientras que son siete las personas que declaran más de un millón de euros, a quienes "recaudamos cantidades importantes".

No obstante, ha rechazado subir más la aportación de unos y otros porque "las finanzas de la Comunidad autónoma no puede sostenerse solo con eso".

Grandes superficies

José Luis Saz se ha referido al impuesto sobre las grandes superficies con plazas de aparcamiento y ha comentado que se instauró en 2006 y sobre el mismo en Aragón "no hay ni un solo euro de morosidad", donde se aplica a unas 69 áreas.

Sin embargo, ha explicado que el Gobierno anterior, fruto de las inspecciones, detectó en 2011 que había algunos establecimientos que "no habían autoliquidado el impuesto" desde 2006, por lo que procedió a hacerlo, sumando una cuantía total 11,5 millones de euros, además de fijar una sanción de cerca de 6,1 millones de euros en conjunto, es decir, 17,5 millones de euros en total.

El consejero ha aclarado que los afectados han recurrido a la vía judicial y, desde esta instancia "nos han suspendido la ejecución" del cobro de ese dinero por lo que están "a la espera de la resolución".

Saz ha indicado que no se pueden aportar los datos de qué áreas comerciales no habían realizado las autoliquidaciones porque la ley establece "el carácter reservado de los datos fiscales", que sólo se pueden aportar "en contadas ocasiones en sede judicial penal" y para la colaboración con otras Administraciones tributarias.

No quieren tocar un euro

El portavoz de IU, Adolfo Barrena, ha lamentado que ante el "drama" del desempleo y el empeoramiento de los servicios públicos desde el Gobierno de Aragón "no quieran tocar un euro a las rentas más altas y a las actividades comerciales más lucrativas" y ha pedido al consejero que informe de qué empresas no han autoliquidado para que los ciudadanos lo sepan.

Además, le ha preguntado "cómo va a cuadrar" los presupuestos si en ellos se recogen 40 millones de euros de recaudación por el céntimo sanitario, pero el consejero reitera que no lo van a implantar y le ha propuesto que, en la modificación presupuestaria que el Gobierno deberá llevar a las Cortes ante la flexibilización del objetivo del déficit, también incluya la eliminación de esta previsión.

A su entender, el Ejecutivo debería actuar en el tramo autonómico del IRPF y gravar más a las personas que tienen ingresos superiores a los 60.000 euros y recaudar el impuesto sobre tendidos aéreos, para criticar que se hayan dejado de recaudar 17,5 millones de euros por el impuesto a las grandes superficies comerciales.

Depositos bancarios

El consejero  ha recordado que la Comunidad no puede poner en marcha un impuesto sobre los depósitos en las entidades de crédito porque es un gravamen que ya reguló el Estado, y un hecho impositivo no puede tener sobre él dos impuestos.

Saz ha respondido así a una pregunta formulada por el diputado de CHA en las Cortes José Luis Soro, quien se ha interesado por los procedimientos que ha implantado el Gobierno aragonés para que el impuesto pueda establecerse en la comunidad, obteniendo los correspondientes ingresos financieros adicionales para destinarlos a políticas sociales, tal y como aprobaron las Cortes el 13 de diciembre de 2012.

Soro ha recordado que la Generalitat de Cataluña ha recurrido la implantación del impuesto por el Estado ante el Tribunal Constitucional, y ha instado al Ejecutivo aragonés a hacer lo mismo, entre otras cosas para cumplir con el mandato del Parlamento, que así lo requirió.

El consejero, sin embargo, después de criticar la "voracidad fiscal" del planteamiento de CHA, ha insistido en que el margen de actuación es "escasísimo" y que nada se puede hacer hasta que no cambie el marco jurídico estatal.

Saz ha dicho, además, que no está de acuerdo en incrementar los impuestos a la sociedad aragonesa.

Etiquetas