Despliega el menú
Economía
Suscríbete

Laboral

Cerca de 400 trabajadores de Pikolin protestan contra los despidos anunciados

Pikolin anunció un expediente de extinción de 120 empleos. La de este jueves ha sido una primera protesta a la que seguirán otras movilizaciones.

Protesta de los trabajadores de Pikolín
Cerca de 400 trabajadores de Pikolin protestan contra los despidos anunciados
O. DUCH

Cerca de 400 trabajadores de Pikolin se han concentrado en Zaragoza contra el expediente de extinción de 120 empleos que ha anunciado la empresa, una primera protesta a la que seguirán otras movilizaciones, sin descartar una huelga. 

Con esta concentración, el presidente del comité de empresa de Pikolin, Juan Pérez, ha señalado a los medios de comunicación que querían decirle a la dirección que todavía está a tiempo de volver a la mesa de negociación y que retire la intención de presentar el expediente de extinción.

Una pancarta con el lema 'Los trabajadores de Pilokin dicen no a los despidos' centraba la protesta, que ha tenido lugar a las 19.00 en la plaza de España de Zaragoza, contra una decisión que comunicó la empresa al comité el pasado día 17 de diciembre, cuando llevaban un año negociando, ha dicho Pérez.

"Le dimos por escrito la negativa a lo que nos planteaba y hasta ahora no sabemos nada más", ha agregado, al tiempo que ha explicado que la empresa les dijo que iba a presentar un expediente de 120 contratos el próximo 20 de enero, para que los despidos se ejecutaran alrededor del 20 de febrero, que es cuando se acaba el actual acuerdo de ERE que no incluía despidos.

"La empresa está esperando a que acabe ese acuerdo para presentar el ERE de extinción", ha afirmado.

El presidente del comité ha informado de que se ha propuesto hacer una asamblea el día 12 de enero para presentar un calendario de movilizaciones a la plantilla, que será la que a partir de ahora tome las decisiones, que irán de "menos a más" y en las que la huelga es una de las opciones.

Asimismo, se ha mostrado satisfecho con la respuesta "bastante contundente" que ha dado hoy la plantilla, integrada por 840 personas, en plena época de vacaciones y sin haber podido poner carteles ni hacer asambleas informativas, ya que hasta ayer no tuvieron el permiso para la concentración.

Pérez ha recordado que, además de los 120 despidos, la dirección ha propuesto "muchas medidas que son muy lesivas" para los trabajadores, entre otras unas prejubilaciones con condiciones económicamente pésimas y una rebaja de salario de un 10 por ciento, que va acompañada de un ERE de suspensión de 110 días sin ningún tipo de complementación.

Además de eliminar el concepto de plus de antigüedad, revisar a la baja los conceptos de pluses de rendimiento variables y de quitar el 50 por ciento de los incentivos del plus de carga a los chóferes, "una serie de medidas que creemos que son abusivas", ha agregado.

"Hicimos una propuesta, anterior a la actual, en la que ya nos rebajábamos el salario un 2,6 por ciento, de una manera proporcionada, quien más cobraba más ponía".

En esa situación "también pedíamos un ERE de suspensión pero complementado y creíamos que con esa fórmula, y con prejubilaciones de una manera mejor compensadas, solventábamos el problema de la caída de actividad hasta que hubiese de nuevo".

Etiquetas