Despliega el menú
Economía
Suscríbete

Mercados

El Tesoro espera colocar hoy hasta 2.500 millones

Intentará captar entre 1.500 y 2.500 millones en bonos con cupón del 3,30% y vencimiento a 31 de octubre de 2014.

El Tesoro Público espera colocar este jueves hasta 2.500 millones de euros en bonos y obligaciones en una nueva prueba de fuego para la economía española en los mercados, con la prima de riesgo rondando los 400 puntos básicos.

Según los analistas, el Tesoro seguirá subiendo la rentabilidad, como en las últimas emisiones, y en el caso del papel a más largo plazo el interés rozará el 6%, el nivel más alto desde el pasado noviembre.

En concreto, el Tesoro intentará captar entre 1.500 y 2.500 millones en bonos con cupón del 3,30% y vencimiento a 31 de octubre de 2014 y obligaciones con cupón del 5,85% y vencimiento a 31 enero 2022.

Los analistas creen que el organismo adscrito al Ministerio tendrá que elevar una vez más la rentabilidad para cerrar con éxito la emisión, tal y como ocurrió en la última subasta.

El pasado martes el Tesoro colocó 3.177 millones en letras a 12 y 18 meses, pero subió más de un punto el interés a pesar de la alta demanda, lo que le permitió superar su objetivo de emisión.

Según el director de la mesa de deuda pública de Ahorro Corporación, Javier Ferrer, a pesar de la subida de tipos, la subasta de letras cosechó un buen resultado por la alta afluencia de inversores.

Sin embargo, cree que el Tesoro seguirá subiendo los tipos en las próximas emisiones y que el interés se acercará al 6% en las obligaciones a diez años y al 3,6% en los bonos a dos años y medio.

En este sentido, Ferrer considera que si el Banco Central Europeo (BCE) no vuelve a intervenir los tipos seguirán presionados en el futuro y podrían llegar a superar el 7%, lo que llevaría a hablar de intervención.

Por su parte, el experto de IG Markets Daniel Pingarrón también cree que la subasta del martes fue "positiva" pese a la fuerte subida de la rentabilidad. "Lo importante es el interés de los inversores", explica.

A su parecer, el resultado más relevante será el de la subasta de mañana, más complicada que la del martes porque los inversores no podrán servirse del apoyo del BCE y los tipos seguirán subiendo de forma "bastante fuerte".

Las tensiones se mantendrán

De hecho, Pingarrón cree que lo importante será analizar cómo funciona la demanda, ya que si muchos inversores acuden a la subasta se enviará una buena señal para la confianza.

En esta misma línea, la directora de Estrategia de Inversis Banco, Marián Fernández, afirma que los tipos pueden superar el umbral del 6% en el papel a diez años y no descarta que sigan subiendo en el futuro porque puede haber algo más de tensión en los mercados.

En este sentido, explica que los episodios de tensión suele durar un mes o mes y medio y recuerda que en estos momentos no se ha producido nada que modifique sustancialmente el estado de ánimo de los inversores.

Etiquetas