Despliega el menú
Deportes

TENIS

Verdasco y Federer arrasan en Australia

Fernando Verdasco y Roger Federer arrasaron ayer en la segunda ronda del Open de Australia y ya están en los dieciseisavos de final, al igual que el serbio Novak Djokovic, el ruso Nikolay Davydenko y los españoles Nicolás Almagro y Albert Montañés. David Ferrer, sin embargo, murió en la orilla ante el chipriota Marcos Baghdatis tras ceder en el 'tie-break' del tercer set después de haber ganado los dos primeros, y Marcel Granollers, el verdugo de Robin Soderling, también se despidió de un torneo en el que apenas están fallando los favoritos.

 

Verdasco, noveno cabeza de serie y semifinalista en Melbourne el pasado año, se entrenó ante el 209 del mundo, el ucraniano Ivan Gergeyev (6-1, 6-2 y 6-2), procedente de la previa, que sólo le duró una hora y 49 minutos al madrileño. Algo más complicado debería ser el choque que enfrentará a Verdasco contra el austriaco Stefan Koubek, aunque el número 134 de la ATP tampoco está en condiciones de sorprender al español en su camino hacia las últimas eliminatorias. Un día antes de ese partido, Rafa Nadal se enfrentará hoy al alemán Kohlschreiber en busca de los octavos de final; Feliciano López al séptimo favorito, Andy Roddick; y Juan Martín del Potro se jugará el billete contra otro germano, Florian Mayer.

 

Al igual que Verdasco, el número uno del mundo Roger Federer también ganó sin problemas, al rumano Victor Hanescu, por 6-2, 6-3 y 6-2, y dio la sensación de ir a más y estar preparado para intentar arrebatar el título a Nadal. El suizo sólo necesitó una hora y 39 minutos y reconoció estar "satisfecho" con su rendimiento tras no encontrarse demasiado bien en su debut. Federer se medirá en la tercera ronda a Albert Montañés después de que el español superase en cinco sets al francés Stéphane Robert en un partido muy duro. También tuvo que luchar muchísimo Almagro ante el alemán Benjamin Becker en una jornada negra para Ferrer. El alicantino acarició el pase pero tiró por tierra todo su trabajo.

 

Llegó a sacar Ferrer con 4-3 a su favor en el tercer set, pero sucumbió ante Bagdhatis, animado por el público de Melbourne y autor ya de una racha de siete victorias consecutivas. El español ganó las dos primeras mangas por 6-4 y 6-3, pero tras caer en el 'tie-break' de la tercera, se hundió, para que el chipriota cerrase con 6-3 y 6-1. Y eso que Bagdhatis terminó con calambres. "No supe matarlo cuando lo tuve, porque tenía el partido bastante controlado, pero se me escapó el tercer set y Marcos no aflojó", lamentó Ferrer.

Davydenko, temible

Bastante menos sorprendente fue la eliminación de Granollers tras su machada de la primera ronda, en la que se impuso a Soderling durante un encuentro en el que el español también sufrió problemas físicos. Granollers decepcionó y no tuvo ninguna opción ante el colombiano Alejandro Falla (6-4, 6-1 y 6-3). Quien sí está desplegando un tenis de gran altura y se está mostrando muy contundente es Davydenko. El ruso que ganó a Nadal la final del torneo de Doha aplastó al ucraniano Illya Marchenko (6-3, 6-3 y 6-0) y es a día de hoy uno de los enemigos más temibles en Melbourne.

 

En el caso de Djokovic, el serbio cedió la primera manga en su partido ante el suizo Marco Chiudinelli, al permitirle que le rompiera el servicio en dos ocasiones. Sin embargo, pese a haber estado en los primeros instantes del partido algo desconcentrado, Djokovic recuperó el control del enfrentamiento, que se resolvió en cuatro mangas.

Etiquetas