Deportes
Suscríbete

BALONMANO

"Vendrá otro Zaky"

Hussein Zaky, el estandarte del CAI Aragón, se despidió ayer tras cuatro años en el club

Zaky, ayer en su despedida en el hotel Boston.
"Vendrá otro Zaky"
ESTHER CASAS

"Me quise quedar aquí hasta el último momento; y aunque al final no pudo ser, me marcho muy agradecido. Han sido cuatro años inolvidables". Hussein Ali Zaky, el estandarte del CAI Aragón, se despidió ayer del conjunto zaragozano. Lo hizo con la cabeza alta, y con un discurso amable y simpático, consciente de que su continuidad en el equipo aragonés resultaba imposible: las posibilidades económicas del CAI Aragón no alcanzaban, ni de lejos, lo ofertado a Zaky en Dubai. Ahora le aguarda el Al Ain Sports, en los Emiratos Árabes.

 

"Tuve propuestas mejores, sobre todo en el aspecto económico -añadió Zaky-; pero opté finalmente por jugar en los Emiratos Árabes por una cuestión de adaptación: en España, no quise contemplar ningún club que no fuese el CAI Aragón; y en otras ligas, el idioma podía ser un hándicap importante. Por eso me decanté por el Al Ain Sports", explicó el jugador egipcio.

 

Zaky, en cualquier caso, siempre guardará un satisfactorio recuerdo de su estancia en Zaragoza, tal y como confesó ayer en su despedida. "Al club, y a todos los aficionados del CAI Aragón, les deseo lo mejor. Han sido los cuatro años más importantes de mi carrera deportiva", observó Zaky, quien apenas halló contrariedades durante su vinculación al club zaragozano: "Si acaso, ha sido una lástima no haber alcanzado algún título, después del gran trabajo realizado por todos", señaló.

 

"El CAI Aragón ha aportado mucho a mi trayectoria deportiva -insistió el jugador-. En la Liga Asobal, hemos sido capaces de plantar cara a cualquier adversario, incluso a los equipos más grandes; y en Europa, hemos ofrecido un grandísimo rendimiento en la Copa EHF".

Implicación

Zaky también hizo especial hincapié en su profesionalidad, en su absoluta implicación con el club zaragozano en estas últimas cuatro temporadas. "Siempre que salté a la pista del pabellón Príncipe Felipe, di el máximo. En ocasiones, puede que las cosas no me salieran como hubiese querido, pero siempre traté de ofrecer lo mejor de mí mismo", reiteró el jugador egipcio, quien arrojó numerosos mensajes de gratitud: "Estoy muy agradecido a todos. Al club, a mis compañeros, a la afición, al cuerpo técnico... El trato ha sido inmejorable. Seguiré siempre al CAI Aragón, deseándole lo mejor. No es fácil abandonar un equipo como este", advirtió el lateral.

 

El egipcio lamentó su lesión en la mano izquierda, lo que le obligó a ausentarse durante los dos últimos meses de la competición. "Me hubiera gustado ayudar al equipo en todo momento. Además, es una lástima que no haya podido despedirme de la afición en la pista", se quejó.

Por último, Zaky restó dramatismo a su marcha. "No pasa nada. Vendrá otro Zaky", garantizó el jugador, convencido de que alguien tomará su relevo como vehículo promocional del cuadro aragonés. "Ojalá el CAI Aragón logre algún título el próximo año", deseó.

Etiquetas