Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

CICLISMO

Un cuarto de siglo de CAI

Este fin de semana se presentó el CAI-C.C. Aragonés, el equipo de referencia regional. El patrocinador principal, Caja Inmaculada, cumple esta campaña 25 años de respaldo económico al proyecto.

Formación del CAI-Club Ciclista Aragonés para esta temporada.
Un cuarto de siglo de CAI
HERALDO

Contamos con un puñado de ciclistas de entidad, de clase, que pueden jugar un papel destacado. Y también hay corredores en fase de formación, que van a ir adquiriendo, poco a poco, peso en el equipo". Luis Escribano vuelve a ser la cabeza visible del CAI-Club Ciclista Aragonés, la formación de referencia en el panorama ciclista regional, que acaba de cumplir con el protocolo de la presentación. La puesta de largo equivale, en cualquier equipo ciclista, al banderazo de salida de una nueva campaña. EL CAI lo llevó a cabo el sábado pasado, en el velódromo de Zaragoza.

"Estamos muy ilusionados -resalta el responsable deportivo-. Es una campaña más en la que aspiramos a dejar muy alto el pabellón de Aragón por las carreteras españolas".

En el ciclismo aficionado, el sello del Club Ciclista Aragonés se mezcla con el color naranja y el nombre de Caja Inmaculada (CAI). Este año, el patrocinio de la entidad bancaria cumple 25 años, un cuarto de siglo, un motivo singular de celebración en la escuadra zaragozana.

Y es que bajo el paraguas del respaldo económico de Caja Inmaculada se han formado los principales ciclistas que ha surgido desde la base en nuestra comunidad. El CAI ha sido una plataforma clásica de salto hacia el profesionalismo.

Escuela de profesionales

Desde Fernando Escartín a David Cañada, Ángel Vicioso, José Miguel Elías, Jorge García o Sergio Pérez han vestido los colores del CAI. Aunque el abanico es mucho más amplio e, incluso, ciclistas de la talla de David Etxeberría o Igor Astarloa, entre otros grandes corredores, se han formado en el club aragonés.

Hoy, la crisis deportiva que sufre este deporte pasa factura también en el abanderado de esta modalidad deportiva. Aragón, de forma muy específica, ha perdido peso en el concierto nacional. Entre otras cosas, por la desaparición de la Vuelta a Aragón, la emblemática prueba ciclista que atraía a algunos de los más destacados ciclistas del panorama mundial.

El nuevo CAI se alimenta de jóvenes valores locales como Lorenzo Buil o Félix Molina; y se apuntala con la incorporación de ciclistas de sólida proyección, como el argentino Daniel Díaz, el andaluz Javier Chacón o el madrileño David Alfonso. "Estoy convencido de que vamos a poder desarrollar un gran papel", esgrime Luis Escribano.

Su calendario deportivo se centra en las pruebas de la Copa de España, las más atractivas del panorama aficionado. Aunque, sin duda, la gran novedad será la participación de la escuadra naranja en la Vuelta a Mendoza, en Argentina, entre el 11 y el 21 del próximo mes de marzo. Y, como es natural, entre los retos del equipo zaragozano figura también el Tour de los Pirineos, que se celebrará entre el 4 y el 8 de agosto.

Al acto de presentación del CAI-Club Ciclista Aragonés no quisieron dejar de asistir algunos ex corredores como David Cañada o Jorge García.

Etiquetas