Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

TERUEL

Tres partidos de sanción para Calderé

El entrenador del CD Teruel, Ramón María Calderé, ha sido sancionado con tres partidos de suspensión por la agresión del técnico a un miembro de la seguridad privada del Orihuela, en el último partido de Liga de los turolenses.

El entrenador del CD Teruel, Ramón María Calderé, ha sido sancionado con tres partidos de suspensión por la agresión del técnico a un miembro de la seguridad privada del Orihuela, en el último partido de Liga de los turolenses.El encuentro transcurrió con normalidad hasta que, en los últimos minutos, un balón colgado quedó dividido entre el portero turolense, Caballero, y un delantero alicantino, que se saldó con penalti a favor del Orihuela y la segunda tarjeta amarilla, y por tanto expulsión, al cancerbero rojillo.

Al acabar el encuentro Ramón María Calderé se acercó al colegiado para solicitar explicaciones por el arbitraje y protestarle una falta realizada por el equipo alicantino en la jugada que originó la pena máxima.

Según el acta del encuentro realizada por el colegiado Carlos Moreno Hidalgo, del comité Castellano Manchego: "En el minuto 90 el técnico Calderé del Rey, Ramón fue expulsado por el siguiente motivo: una vez terminado el partido, se dirigió hacia el centro del campo protestándonos alguna jugada del partido a voces, sin poder determinar sus palabras. Cuando iba a ser retirado de nuestra presencia por miembros de la seguridad privada, lanzó un manotazo a la cara de uno de ellos, impactando en ella."

Este no fue el final de los incidentes, ya que el propio acta del colegiado recoge también como el miembro de seguridad respondió al encontronazo con el entrenador turolense: "Posteriormente a la expulsión del entrenador visitante D. Ramón Calderé, el miembro de la seguridad privada que fue golpeado por este, le respondió golpeando con su puño en la cara, teniendo que ser separados por jugadores y otros miembros de la seguridad privada".

Esta es la segunda sanción para el técnico del CD Teruel en esta misma temporada. Tras el partido contra el Hospitalet ya fue expulsado y sancionado con dos partidos.

Protestas y ofensas

La sanción de tres partidos finalmente impuesta viene determinada con dos partidos por el artículo 120 por protestar de forma ostensible al árbitro, y uno por la aplicación del 116, por insultar, ofender, amenazar o provocar a otra persona.

El club también ha sido castigado con 135 euros de multa, si bien estas sanciones son las habituales cuando se expulsa a uno de los miembros del equipo. El partido acabó también con la sanción de un partido para el guardameta turolense Caballero por doble amonestación. El próximo partido será el domingo 2 de enero a las 17.00, en Pinilla, contra el Alicante.

Etiquetas