Despliega el menú
Deportes

REAL ZARAGOZA

Toman aire

La victoria frente al Recreativo ha desterrado el pesimismo que ahogaba al zaragocismo. Desde los jugadores hasta la afición, todos creen en la permanencia en Primera. La Federación de Peñas prepara desde hoy el desembarco del domingo en Montjuic para alentar a los jugadores.

La tormenta ha escampado. Por el momento. Ya tocaba un domingo plácido y soleado, exento de agobios y con el optimismo por bandera. Demasiadas decepciones, convertidas casi en rutina, aliviadas por la imprescindible goleada al Recreativo. El descenso sigue mirando inquisitorialmente pero el ánimo ha cambiado. A mejor. Las gracias de tres goles balsámicos y de tres puntos salvadores.

"Lo vivido el sábado fue muy importante para el equipo en todos los sentidos. Por el triunfo y por la comunión con la gente. Nos reencontramos y debe seguir siendo así. Fue uno de los días más emocionantes de mi carrera. Desde que llegamos al campo hasta que marchamos todo fue positivo. Al salir de los vestuarios los aficionados nos esperaban para felicitarnos y demostraron su grandeza. Se merecen un diez". Así resume César Sánchez el sentir de una plantilla que ya adivina un resquicio de luz al final del túnel.

Unas sensaciones parecidas a las que inundan al resto de estamentos del zaragocismo, que se han liberado del nubarrón que les acompañaba. La permanencia deja de verse como una quimera para convertirse en un objetivo alcanzable. "Costará sangre, sudor y lágrimas, pero el primer paso ya está dado. Era imprescindible derrotar al Recreativo y se superó la prueba con nota. Era el enemigo a batir y ha quedado atrás. Después de tanto sufrimiento todos necesitábamos una inyección de moral. Sobre esta base será mucho más sencillo alcanzar el objetivo y conseguir más puntos", señala José Luis Violeta. El León de Torrero fue uno de los más de 34.000 espectadores que acudieron a La Romareda: "Vi el partido junto a mi ex compañero Manolo Fontenla, que es un amuleto fantástico. Nunca falla. Teníamos nervios porque había mucho en juego. Pero todo salió bien".

A escasos metros de la localidad de Violeta se hallaba Arnaldo Félix, el presidente de la Federación de Peñas. Encarna el sentimiento de una afición que no ha bajado los brazos pese a los tremendos estacazos recibidos en esta nefasta campaña. Un ejemplo de amor y generosidad por los colores blanquiazules. "Viví el partido con la máxima intensidad, como todos los zaragocistas. Nos estábamos ahogando, sin respirar, y con la victoria salimos a la superficie. Cuando el árbitro pitó el final se nos llenó el corazón de alegría. Por más disgustos que nos dé el equipo, nosotros siempre estamos ahí para alentar. Eso es ser zaragocista. Confiamos plenamente en la plantilla y nos quedaremos en Primera, el sitio que la entidad merece. De hecho, ahora mismo ya estamos pensando en la visita a Montjuic el próximo domingo. No faltaremos a una cita tan importante. Cuantos más zaragocistas vayamos a Barcelona, mucho mejor", relata.

Un generoso apoyo que agradece Manolo Villanova, el arquitecto de la permanencia: "Nuestra afición, sobre un diez, se merece un doce. Ha empujado en todo momento. La victoria nos ha reforzado anímicamente. Estamos en el camino correcto pero sólo hemos dado un paso. Debemos corroborarlo en los cinco partidos que restan".

Completa este fresco de felicidad contenida la regencia del club. Manuel de Miguel, director de comunicación del Real Zaragoza, plasmó el discurso institucional: "Hemos dado un paso muy importante en nuestras aspiraciones deportivas. La victoria era necesaria y además nos han acompañado los resultados de la jornada. No obstante, no está todo hecho y es preciso mantener el espíritu de unidad vivido contra el Recreativo, junto con el compromiso mostrado por los jugadores".

Etiquetas