Despliega el menú
Deportes

PARALÍMPICOS 2008

Teresa Perales logra su cuarta medalla, el bronce en los 100 braza

La nadadora Teresa Perales consiguió su cuarta medalla en los Juegos Paralímpicos de Pekín 2008, la de bronce en los 100 metros braza de la categoría SB4, con lo que se sitúa a sólo dos del récord de la atleta ciega Purificación Santamarta, la deportista española más laureada de la historia.

Perales no las tenía todas consigo para subir al podio del Cubo de Agua, que, un día más, se llenó de público hasta agotar todas las localidades; de hecho, tenía el quinto mejor tiempo de las finalistas y debía rebajar su mejor marca personal en unos tres segundos para entrar en el podio.

Sin embargo, la nadadora zaragozana, que tiene paraplejia, volvió a demostrar que se crece en las grandes competiciones y acabó tercera, con un tiempo de 2'01"25, después de adelantar a la singapurense Theresa Goh y de mantener con ésta un intenso mano a mano en la segunda parte de la prueba.

En la zona mixta del Cubo de Agua, Perales declaró a varios periodistas españoles que ya tiene "la colección completa" de oros, platas y bronces, por lo que se sentía "muy feliz", máxime cuando no estaba segura de subir al podio.

"Esta medalla de verdad que no me la esperaba. Entré (en la final) con el quinto tiempo y no me creía capaz de bajarlo", dijo la atleta parapléjica, que es fisioterapeuta y diputada en el Parlamento de Aragón.

Perales consiguió durante la final bajar en tres segundos su marca de las clasificatorias y dejar sin medalla a nadadoras como la israelí Inbal Pezaro o la nadadora de Singapur Theresa Goh, que partían con mejores marcas que la española.

"Yo vine a Pekín a por el bronce en esta prueba y he apretado los dientes como en mi vida", señaló Perales, que con suma ya dos oros, una plata y un bronce desde que comenzó el evento. "Ya tengo la colección completa (de medallas), y estoy muy feliz", confesó la española, que con las cuatro de Pekín suma ya 15 medallas paralímpicas en su palmarés.

"Por mucho que pensara en cómo iba a ser la competición antes de venir no me lo imaginaba", concluyó para explicar que se siente en una nube con la batería de éxitos que está cosechando y que todavía puede conseguir.

"Os lo diré el día 15", dijo de camino a los vestuarios, después de que se le preguntase dónde estaba su límite en referencia a la última carrera que disputará en el Cubo de Agua pequinés.

Etiquetas