Despliega el menú
Deportes

CAI ZARAGOZA

Starosta, artífice de la décima

Con 22 puntos, 11 rebotes y una gran defensa a Southall, el checo fue el mejor en Melilla. Aseguró estar contento, sobre todo, "por el equipo", ya que el objetivo está "muy cerca".

Se dice pronto, pero el CAI vuelve a sumar una racha triunfal, en este caso de diez triunfos consecutivos, tras el logrado en Melilla, algo que le acerca un poco más al ascenso. De hecho, este próximo viernes el CAI Zaragoza podría ser equipo de ACB. Y si hubo algún protagonista en el choque disputado en el Norte de África ese no fue otro que el pívot checo Ondrej Starosta. El gigantón ha vuelto por sus fueros. Ha recuperado la confianza y el viernes estaba especialmente motivado al medirse con un gran pívot como Michael Southall. El resultado no pudo ser más positivo. El 15 del CAI secó a su par durante muchos minutos, anotó 22 puntos, capturó 11 rebotes y colocó cuatro tapones. Colosal.

El jugador, ayer durante el viaje de vuelta, se mostraba satisfecho por el trabajo realizado, asumió sus errores en los tiros libres (único lunar de la noche) y reconoció sentirse "contento, sobre todo por el equipo", ya que el objetivo está "muy cerca".

Starosta está en un buen momento y reconoció que se siente "en forma y sabía que tenía que hacer una buena defensa sobre Southall. Creo que empecé bien. Después estuvimos tal vez algo desconectados pero luego mejoramos en defensa". Por eso el checo regresó de Melilla "muy contento por mí, porque me sentí muy cómodo, pero sobre todo, muy contento por el equipo porque ganamos un partido de mucha importancia".

El jugador rojillo marcó el encuentro desde el inicio. Las tres primeras posesiones melillenses buscaron al poderoso Southall, pero esta vez Starosta sí que se iba a mostrar agresivo cerca de ambos aros, algo que le ha faltado en otras jornadas. De hecho, esos tres balones fueron recuperados por el CAI. "Sabíamos que iban a jugar mucho con él, como en el partido de la primera vuelta, y los primeros balones eran para Southall. Si él juega bien el Melilla juega bien. Esa era la clave. Sin embargo, nosotros empezamos bien y yo me sentí fuerte en defensa", afirmó el grandullón.

Además, recordó que se encuentra "como el año pasado, terminando fuerte la temporada. Estoy bien".

Sobre su único lunar destacable, los tiros libres, ya que el resto de su estadística es casi perfecta (10 de 12 en tiros de dos, cinco rebotes ofensivos, cuatro mates o cinco faltas recibidas, entre otros datos), el checo asumió esos fallos. "La única excusa es que allí las canastas son un poco raras porque una estaba más alta que la otra. Pero es una cuestión de concentración. Fallamos demasiados y si hubiéramos metido más en la primera parte no habríamos tenido tanta presión después". Sin embargo, también encuentra el lado positivo, como que es "importante ganar encuentros así".

Starosta explicó que "desde hace unas cuantas semanas sabíamos que en Melilla sería un encuentro muy duro. Ahora seguimos partido a partido, pero vemos el objetivo muy cerca. Lo que tenemos que hacer es ganar el siguiente en casa". ¿Serán capaces de mantener la calma viendo la ACB al alcance de la mano? El checo lo tiene claro: "Todo el mundo tiene la cabeza fría, estamos concentrados. Sabemos que está muy cerca pero hay que tener los pies en el suelo y acabar el trabajo".

Etiquetas