Deportes
Suscríbete

SD HUESCA

Royo muestra el camino

El técnico insistió mucho ayer en los aspectos tácticos para que su equipo crezca.

El ex entrenador del Huesca, Ángel Royo.
Royo muestra el camino
RAFAEL GOBANTES

Coberturas, permutas y desdoblamientos. El abc de la táctica. El técnico del Huesca, Ángel Royo, secundado por su lugarteniente, Moisés García, invirtió gran parte del entrenamiento de ayer en repasar aspectos de colocación del equipo: la distancia entre líneas, las situaciones en las que hay que presionar, la mejor forma de sacar el balón jugado en las transiciones... todo con idea de mejorar el rendimiento del bloque en el próximo desplazamiento al Nou Estadi de Tarragona, donde Royo se juega gran parte de su crédito.

Jugadores que han llegado a última hora (Rivas), otros que han estado lesionados y no llevan muchos días trabajando con el grupo (Jokin, Bauzá), el déficit táctico del Huesca, por unas razones o por otras, parece sustancioso. Al menos es la imagen que se transmite en muchos momentos de los partidos. Da la sensación de que falta acople, trabajo posicional y en ello se afanan los técnicos como la vía más segura para crecer.

Tanto en las situaciones de ataque y defensa como en los partidillos cortos, Royo y Moisés no dieron puntada sin hilo. Nunca sobran correcciones, aunque se trate de futbolistas que sostengan una amplia trayectoria a sus espaldas.

El cuerpo técnico trata de dar con la tecla. En realidad, varios equipos atraviesan por la misma situación a estas alturas de temporada. Los mejores instantes del conjunto azulgrana han coincidido con un 4-2-3-1 como sistema, con Sastre y Molina como ejes motrices.

Pero más allá de los nombres y el dibujo se hace necesario recuperar la actitud colectiva y hacerla extensible a los noventa minutos. El Huesca debe reaccionar antes de que el miedo se traduzca en complejos irreparables. El pozo en Segunda quema demasiado, como se ha visto en las campañas anteriores. Equipo que se socarra ya no resucita.

La recuperación del 'capi'

Sorribas ya se encuentra mucho mejor de sus molestias, aunque aún guarda prudencia en el contacto con el balón. El capitán realizó ayer carrera continua a diferentes ritmos y trabajó al margen del grupo. Su vuelta no se demorará mucho.

Otro que se va integrando a pasos agigantados en la dinámica del bloque es el ex bético David Rivas. Se le nota aún falto de ritmo, como es lógico, pero no ha perdido su destreza en el manejo del balón con la izquierda, en el centro de la retaguardia.

La sesión fue intensa. Se apreció la intención de veteranos como Corona de estimular al grupo, de motivar y reforzar a los más jóvenes, en definitiva, de crear ese caldo de cultivo que hace falta para que el conjunto mejore en su autoestima.

Una de las anécdotas de la mañana fue la dura entrada de Rafel Sastre a Toni en un balón dividido. El balear fue con todo a la pelota, en un lance fortuito del que salió peor parado el lateral zurdo. El choque de trenes no trajo mayores consecuencias.

Etiquetas