Despliega el menú
Deportes

JUVENILES

"Parecemos esclavos"

Cuatro juveniles pueden estar un año sin jugar al negarles la carta de libertad sus actuales clubes

Joseph Blatter, presidente de la FIFA, tildó de esclavitud la situación de Cristiano Ronaldo en el Manchester United. El delantero pretende fichar por el Real Madrid y el club inglés no le libera de los compromisos adquiridos. Igual que el astro portugués, nuestros protagonistas desean cambiar de equipo y no les dejan. La diferencia reside en que Cristian Pinilla, Alberto Contreras, Álex Gil y Adrián Visanzay no ganan millones de euros: son cuatro chavales de 17 años que pretenden fichar por el Montecarlo, club zaragozano de la División de Honor Juvenil, y a los que sus respectivos equipos (Stadium Casablanca y Amistad) no les conceden las cartas de libertad que han solicitado.

El delantero Alberto Contreras expuso la situación en toda su crudeza. "Me duele mucho todo esto. Me he portado muy bien con el Amistad, y ahora no me dejan jugar en mi último año juvenil en la máxima categoría de España. Si quieres jugar en División de Honor Juvenil, en Zaragoza solo puedes jugar en el Real Zaragoza o en el Montecarlo. El Montecarlo me quiere y el Amistad no me deja marchar. Me parace lamentable. Parecemos esclavos. Si no me dan la baja, voy a estar un año sin jugar", explicó Contreras.

Cristian Pinilla, jugador del Stadium Casablanca, reiteró lamentos. "Di todo por el Stadium y no lograrnos salvarnos del descenso. El equipo bajó. Éste es mi último año juvenil y yo quiero jugar en la máxima categoría, por lo que deseo fichar por el Montecarlo. He intentado por todos los medios que me concedan la baja, pero el club se niega. La situación es así de clara: ellos quiere que juegue allí, en Liga Nacional; prefieren que esté un año sin jugar a que fiche por otro equipo", se lamentó Cristian Pinilla.

Cortar la carrera

Faustino Lorente, presidente del Montecarlo, mostró su malestar. "Los derechos federativos de estos jugadores pertenecen al Casablanca y al Amistad; pero cuando la situación era la opuesta, el Montecarlo jamás se ha negado a darle la baja a ningún jugador siempre que pudiera mejorar, como es este caso. Hace dos años, llegué a firmar hasta siete bajas para clubes de División de Honor. Independientemente de que fichen o no por el Montecarlo, me parece lamentable que el club que sea le corte la carrera a un futbolista", reiteró Lorente.

Tomás Martín, presidente de la sección de fútbol de Stadium Casablanca, argumentó la postura de su club. "Nos interesa la presencia de Pinilla en el equipo. El entrenador cuenta con él. Queremos intentar subir de nuevo a División de Honor. La decisión la adoptó la junta directiva. La solución está ahora en manos del jugador: si quiere seguir, nosotros estaremos encantados de contar con él", señaló Martín.

Ángel Hervás presidente del Amistad, también explicó su planteamiento. "Nosotros le dijimos al Montecarlo que podríamos darles dos bajas. Por escrito nos pidieron cuatro, y llegaron a interesarse hasta por seis. Lamento mucho la situación, pero lo que no voy a hacer es demantelar mi conjunto", dijo Hervás.

Armando Gil, legendario defensa del histórico Endesa de Andorra y padre de Álex Gil, también ofreció su síntesis. "Siempre le agredeceré a Manuel Marín, presidente de La Almunia, el equipo de mi pueblo, que me dejara marchar al Endesa cuando yo solo tenía 18 años. Si no me hubiera dado la baja, jamás habría podido jugar en la Segunda División ni desarrollar mi carrera como futbolista. Con todo esto quiero decir que cortarle la carrera a un chaval no tiene perdón de Dios. Lo que están haciendo con estos chicos es lo peor, no tiene nombre", concluyó.

Etiquetas