Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

Obradovic y Marco Pérez, prescindibles

El serbio y el colombiano ocupan dos de las tres plazas de extracomunitarios permitidas por la Liga. La llegada de varios fichajes sin pasaporte europeo forzará su salida del equipo

Obradovic y Marco Pérez, prescindibles
Obradovic y Marco Pérez, prescindibles
TONI GALáN/APG

El serbio y el colombiano ocupan dos de las tres plazas de extracomunitarios permitidas por la Liga. La llegada de varios fichajes sin pasaporte europeo forzará su salida del equipo

zaragoza. El defensa lateral izquierdo serbio Ivan Obradovic y el delantero colombiano Marco Pérez pueden dejar el Real Zaragoza durante el mercado invernal. Su condición de extracomunitarios, junto al escaso rendimiento deportivo y la devaluación dentro de la plantilla que ambos han experimentado con el paso de los meses, les ha ubicado en una situación incómoda dentro del equipo. Tanto es así que ambos pueden acabar lejos de Zaragoza si se producen determinadas circunstancias en el proceso de remodelación del equipo que pretende y estudia ejecutar Agapito Iglesias desde ahora y hasta el próximo 31 de enero, fecha en la que concluye el periodo de fichajes en esta época de invierno.

Si, en la desesperada revolución que está próxima a iniciarse, el presidente del Real Zaragoza va cerrando la contratación de nuevos refuerzos que no posean pasaporte europeo (y, por lo tanto, ocupen plaza de extracomunitarios en el plantel zaragocista), Obradovic y Marco Pérez quedarán desplazados automáticamente del grupo humano de la entidad y, sin otra solución, habrán de dejar libre su ficha para los que vengan.

La normativa de la Liga española permite a cada equipo contar con un máximo de tres futbolistas con la condición de extracomunitarios. Al cierre del mercado estival, el 31 de agosto, el Real Zaragoza solo cubrió dos de esas licencias en las figuras de Obradovic y Marco Pérez. Por lo tanto, Agapito todavía puede acudir hoy al patio de los fichajes con la opción de contratar un extranjero sin que ello repercuta en el serbio y el colombiano.

Pero el empresario soriano no quiere verse limitado por la presencia de Obradovic y Pérez en el actual plantel y, si las negociaciones que hay en marcha (y otras que irán surgiendo en las próximas cinco semanas) derivan en que es posible que el Real Zaragoza se haga con los servicios de tres jugadores extracomunitarios que eleven el nivel del equipo de forma ostensible, no dudará en buscar acomodo fuera de La Romareda a los jóvenes Obradovic y Marco Pérez.

El caso de este último es el mas sencillo de solucionar. El ariete sudamericano llegó cedido de la mano del agente Hugo Buitrago, quien comparte los derechos federativos del futbolista con otros empresarios y con el club colombiano Boyacá Chicó (este trust empresarial ya lo cedió el año pasado al Gimnasia y Esgrima argentino). Romper ese convenio de préstamo no presenta demasiados problemas a priori.

Por el contrario, Obradovic es uno de los jugadores en propiedad que posee el Real Zaragoza (cada vez son menos) y por los que Agapito siempre ha pensado obtener plusvalías. El serbio tiene contrato hasta junio de 2014 y, en un momento tan a la baja en su rendimiento, no se contempla buscar su venta salvo que surgiera una improbable oferta sugerente. Por ello, el defensa balcánico sabe que es posible que se le busque una cesión momentánea, bien dentro de algún trueque por otro jugador, o bien de forma directa.

Etiquetas