Despliega el menú
Deportes

BALONMANO

Lozano, cuarto fichaje

El CAI Aragón ficha al veterano lateral izquierdo, tras ser descartado por el Barcelona.

Demetrio Lozano, en una imagen con la selección española
Lozano, cuarto fichaje
EFE

Solo un exhaustivo reconocimiento médico separa a Demetrio Lozano del CAI Aragón. Todo lo demás une al veterano lateral izquierdo con el club naranja. Hay acuerdo total entre las dos partes, que quedan vinculadas por los dos próximos años. El acuerdo se alcanzó hace tiempo. El vínculo estaba subordinado a que el FC Barcelona le concediera la baja federativa, hecho que ya conoce el interesado. Una vez libre, la entidad aragonesa se aseguró su incorporación en caso de que Lozano recibiera otras ofertas. A pesar de su edad y de su escasa participación en el curso que ahora concluye, la Dirección Deportiva del CAI Aragón siempre apostó por Demetrio.

Con Lozano son cuatro los fichajes del CAI Aragón 2010-11: el prometedor guardameta Jorge Gómez, el especialista defensivo Alberto Val y el extremo zurdo Josep Masachs. En principio la plan tilla está cerrada, aunque la lesión de larga duración de Robert Arrhenius, unida a la rehabilitación de Carlos Prendes, han generado una incertidumbre lógica en la demarcación de pivote: el gigante escandinavo quizás no pueda jugar hasta enero, y Prendes sale de una lesión de rodilla.

Vieja aspiración

Demetrio Lozano Jarque (1975, Alcalá de Henares) figuraba desde hace tiempo en la agenda del CAI Aragón. Iniciado en el Juventud Alcalá, pasó por el Ademar León, FC Barcelona, Kiel, Portland San Antonio y Barça de nuevo. En su última etapa en el club catalán, apenas ha contado para el entrenador Javier Pascual 'Pasqui'. Sus números del actual curso significan un diáfano exponente de su actual aportación real: 4 de 19 en lanzamientos de nueve metros (21% de acierto).

En el lateral izquierdo, Lozano compartirá demarcación con Gabor Grebenar. El jugador sacrificado ha sido Sebastian Koch-Hansen, que ya ha causado baja en el club. Grebenar ha desarrollado una sobresaliente primera vuelta y una mucho más floja segunda vuelta. El húngaro asiste mejor que lanza. Por tanto, en el lateral izquierdo sigue faltando un lanzador puro. Lozano no es un lanzador puro. Su rol, sobre todo en las últimas temporadas, se ajusta mucho más al de un solvente defensor tanto en el eje de la zaga como en los laterales.

El veterano lateral puede ayudar, pero en ningún caso significa un jugador determinante. Como casi todos los hombres que Mariano Ortega alista en su álbum, se trata de un jugador de equipo, buen defensor y con sentido colectivo del juego. Quizás para la primera línea hacía falta otro hombre con imaginación, con talento para resolver en el uno contra uno, para lanzar tiros decisivos en los últimos segundos, cuando la bola quema.

Lozano suma en el concepto de juego de Ortega, pero no aporta ninguna solución nueva a las carencias del bloque, limitaciones que afloraron en los últimos partidos de Liga, cuando el CAI Aragón se desplomó en la clasificación. Llega Lozano, serio defensor; pero sigue faltando gol en el lateral izquierdo.

Etiquetas