Despliega el menú
SD Huesca

El Huesca suma un punto de muchos quilates ante el Atlético de Madrid

Los azulgranas tutearon a uno de los grandes y conservaron el empate a cero en El Alcoraz.

Fue una exhibición de esfuerzo y trabajo, también de orden colectivo y de táctica. La SD Huesca sumó un punto ante el Atlético de Madrid, uno de los grandes de la Liga en un partido en el que el 0-0 inicial no se movió. Los azulgranas tutearon en la primera parte a los rojiblancos, esta vez de amarillo, y supieron defenderse en la segunda. En ambas mitades hubo ocasiones para haber abierto el marcador, pero las tablas se dieron por más que buenas.

Enfrente, no en vano, estaba el conjunto de Simeone, de Luis Suárez, que fue titular, de Costa, de Koke, de Correa, de Llorente y de un largo etcétera. Un equipo que venía con la tarjeta de presentación del 6-1 infringido al Granada el domingo anterior.

El punto es el tercero que suman los oscenses y el tercer empate. Los otros dos también fueron contra rivales de postín, el Villarreal y el Valencia. El regreso a Primera División, por el momento, transmite confianza, aunque falta rematarlo con la primera victoria. En el horizonte aparece la visita al Elche del sábado (18.30).

Míchel Sánchez, ante el potencial ofensivo que se le venía encima, optó por reforzar el centro del campo para ahogar allí la creación del rival. Respecto al once que tan buen resultado había dado en Mestalla, retiró a Juan Carlos y a Rafa Mir y dio entrada a Borja García, en su primera titularidad, y a Mikel Rico, ya recuperado de la lesión muscular que le había hecho perderse las dos jornadas anteriores. El primero se colocó en el costado izquierdo desplazando a Ferreiro al derecho y el segundo formó un trío en la medular con Mosquera y Seoane.

El equipo se ordenó en un 4-1-4-1 a la hora de atacar y se replegó en un 4-4-2, con Rico y Okazaki iniciando la presión, que con el paso de los minutos acabó siendo un 4-5-1 con solo el nipón en punta. Aunque la intención inicial fue la de disputar la posesión, y así se hizo, lo cierto es que fue el Atlético de Madrid el que acabó haciéndose con el control del balón durante muchos minutos de la primera parte con su ágil ritmo de pases. Sin embargo, su dominio fue estéril. Los de Simeone eran capaces de llegar hasta las inmediaciones del área, pero de allí no pasaron perdidos en el entramado tejido por los altoaragoneses.

Estos tampoco lo tuvieron fácil para crear. La conocida presión aplicada por los colchoneros cortó la comunicación por el centro desde la defensa hacia Rico o Seoane. Así las cosas, resultó más sencillo avanzar por las bandas, con Pedro López y Galán sin miedo a ganar metros, o buscar con balones largos a Okazaki.

Partido entre la SD Huesca y el Atlético de Madrid
Partido entre la SD Huesca y el Atlético de Madrid
Rafael Gobantes

En unos 45 minutos muy tácticos y con poco trabajo para los porteros, las llegadas que más hicieron acelerar las pulsaciones fueron las de los locales. El primer disparo lo protagonizó Mikel Rico a los doce minutos, fue desde la frontal del área y obtuvo como premio de consolación un córner. En un saque de esquina posterior Siovas peinó y por el centro apareció Seoane al que se le fue alto el cuero. Ya cerca del descanso Rico tuvo una buena ocasión tras un centro de Ferreiro en una acción iniciada por Borja García en la que, muy marcado por Thomas, empujó arriba.

El balance de los rojiblancos resultó mucho más pobre a la pesar de la insistencia de Simeone desde la banda para que los suyos terminasen las jugadas buscando la portería. La única vez en la que pudo haberse producido un gol fue en una falta directo. Seoane había derribado a Saúl a pocos metros de la zona de influencia de Andrés. Thomas y Joao Félix se postularon para lanzarla y finalmente lo hizo el mediapunta luso con el punto de mira muy mal calibrado.

La segunda parte se puso en marcha con un cambio en el Atlético. Se retiro Vitolo y entró Carrasco. El mensaje recibido por los visitantes en los vestuarios estaba claro que había sido el de ser más incisivos y ya a las primeras de cambio Marcos Llorente hizo esforzarse y mucho a Andrés que vio cómo no llegaba a pesar de su estirada a un balón que rozó el larguero. El Huesca no quería ser menos a pesar de verse más acorralado y en una falta Siovas y su cabeza aparecieron solos, aunque sin sorprender a un buen colocado Oblak.

El partido estaba mucho más abierto que en la primera mitad. Okazaki, incansable, peleó con fe un balón largo hasta que un rechace le llegó a Ferreiro, incorporado por detrás para apoyarle. Buscó lo tres palos, pero el meta de los madrileños blocó.

A continuación, Suárez se quedó solo ante Andrés, pero éste, en la primera de sus dos apariciones providenciales, supo encerrarle bien hacia la línea de fondo para dejarle sin ángulo y hacer que se tuviese que conformar con el córner. Fue lo más destacado del uruguayo que un poco después de que se cumpliese la hora de partido dejó su sitio a Diego Costa. También se retiró Llorente y entró Carrasco.

Por mucho que el Atlético lo intentase, el Huesca no se encogía. Seoane fue el siguiente en cañonear y la contestación la dieron en el toma y daca que se estaba viviendo Saúl, primero, y Joao Félix, después.

Era necesario que el Huesca refrescase sus piernas y desde el banquillo se incorporaron Rafa Mir y Ontiveros, cuya primer servicio fue culminar una contra. El tercer cambio fue por necesidad y también implicó un estreno. Pedro López se tuvo que ir lesionado en el aductor izquierdo -el jueves se le realizarán pruebas- y en su lugar entró Gastón Silva, lo que implicó que Galán se moviese al lateral derecho y el uruguayo se colocase en el izquierdo.

El duelo entró en su tramo final con los visitantes volcándose sobre Andrés y los defensas del Huesca tapando sus disparos. Juan Carlos y Sergio Gómez por Ferreiro y Mikel Rico, vaciados en su esfuerzo, fueron los dos últimos cartuchos que gastó Míchel desde el banquillo.

Faltaba la segunda parada decisiva de Andrés. A un minuto para el 90, Joao Félix tuvo un remate prácticamente a placer a escasos metros de la línea de gol, pero el meta murciano reaccionó bien.

Se añadieron cuatro minutos. Rafa Mir se plantó ante Oblak, éste despejó, y todo quedó invalidado por fuera de juego. Lo intentó de nuevo a la contra el equipo local por mediación de Sergio Gómez, pero su pase al punto de penalti quedó trastabillado por un pie visitante. No hubo tiempo para más, el partido llegó a su fin y el punto fue celebrado como si de una victoria se tratase.

Resumen del partido, en vídeo

Partido entre la SD Huesca y el Atlético de Madrid
Partido entre la SD Huesca y el Atlético de Madrid
Rafael Gobantes

Ficha técnica

SD Huesca: Andrés, Pedro López, Pulido, Siovas, Galán, Seoane, Mosquera, Mikel Rico (Sergio Gómez, 82), Borja García (Borja García, 69), Ferreiro (Juan Carlos, 82) y Okazaki (Ontiveros, 69).

Atlético de Madrid: Oblak, Trippier, Felipe, Hermoso, Lodi, Vitolo (Correa, 46), Thomas, Saúl (Koke, 75), Llorente (Carrasco, 61), Joao Félix y Suárez (Costa, 61).

Árbitro: Cordero Vega, comité cántabro. Amonestó al local Galán

Incidencias: Partido correspondiente a la cuarta jornada de liga de Primera División disputado en El Alcoraz sin público en la grada en cumplimiento de la normativa referente a la covid-19. Tarde agradable con 25º de temperatura en el inicio del encuentro.

Así narramos el partido:

Placeholder mam module
Partido SD Huesca-Atlético de Madrid, en directo
Etiquetas
Comentarios