Despliega el menú
SD Huesca

sd huesca

Pinchazo con el Numancia

La SD Huesca regresa de vacío de Soria tras encajar un gol a balón parado en el tramo final.

Los Pajaritos, donde en Segunda División solo ha ganado en una ocasión, seguirá siendo un destino negro para la SD Huesca. Los oscenses sumaron este sábado ante el Numancia su segundo tropiezo de la temporada (1-0) en un partido en el que no encontraron el camino hacia el gol a pesar de dominar durante muchas fases del choque. Como ya les había sucedido en el anterior tropiezo con el Almería, el golpe llegó en una acción a balón parado. Si entonces la derrota, en cierta medida, se justificó por la entidad del oponente y lo temprano de la fecha dentro del calendario, ahora el resultado merece un mayor análisis en cuanto a que muchos de los males se repitieron contra un conjunto que en principio no está llamado a pelear por los puestos altos. 

El equipo no logró imponer su estilo con autoridad. Lejos de dotar de fluidez y continuidad a su juego, los futbolistas se movieron más bien por impulsos personales ante un Numancia que supo cómo debía desconectar a los azulgranas y que en la segunda parte lo consiguió.

Míchel Sánchez dispuso tres novedades en su once con respecto a la semana anterior en la victoria con el Sporting. Álvaro Fernández regresó a la portería una vez concluida su concentración con la selección española sub 21 y Miguelón y Juan Carlos volvieron a ser titulares por primera vez desde el arranque del curso. El lateral derecho suplió la ausencia de Pedro López, con una contractura en el sóleo, y el centrocampista, que continúa poniéndose a tono, relevó a Eugeni. Ambos confirmaron que el entrenador cuenta con múltiples soluciones válidas en su plantilla. Entre los demás, lo más destacado es que se mantuvo en el centro de la zaga Josué Sá tras su buen debut y que Escriche sigue siendo por ahora la primera opción para el ataque.

Con los dos equipos con una propuesta de juego similar, conducir el balón desde atrás, ambos arrancaron intentando cortocircuitar al otro en el centro del campo. Los locales adelantaron su presión de inicio y dieron algún pequeño susto como un centro de Moha que no encontró rematador, pero el paso de los minutos fue positivo para los azulgranas, que se asentaron y empujaron a los sorianos hacia la meta de Dani Barrio.

Poco antes del primer cuarto de hora, Míchel tuvo que realizar un cambio. Raba cayó mal en un choque con Chema y acabó siendo susituido por Sergio Gómez. A continuación se produjeron dos buenas ocasiones. Primero, en un córner Josué Sá logró rematar con fuerza, pero el balón fue a parar a las manos del cancerbero. Despues, Escriche coló el esférico entre la defensa para encontrar al recién ingresado en el terreno de juego, que no pudo golpear bien.

Los visitantes estaban protagonizando buenos minutos, pero no les convenía fiarse. En un tres para tres, Moha avanzó desde el centro del campo para percutir alto desde la frontal del área. La respuesta no tardó en llegar. Miguelón irrumpió en una diagonal, contactó con Mikel Rico y el vasco obligó a que Dani Barrio tuviese que parar en dos tiempos.

Durante el descanso, Cristo se había quedado calentando sobre el terreno de juego. No entró nada más empezar, pero sí cuatro minutos después en el lugar de Juan Carlos.

La primera gran ocasión del segunda acto fue local. En un saque de falta frontal, Escassi obligó a lucirse a Álvaro que se estiró para despejar. En circunstancias similares lo intentó Mosquera. En su caso, despistó primero marcando una jugada ensayada y lanzó después por fuera de la barrera, pero el meta de los sorianos estuvo atento.

Si ya la inclusión de Cristo había sido toda una novedad al suponer que por primera vez en lo que va de temporada el Huesca iba a jugar con dos de sus delanteros al mismo tiempo, a falta de menos de veinte minutos Míchel dio entrada a su tercer punta, Okazaki, que recogió el testigo de Escriche, más apagado que en la primera mitad.

En un saque de esquina, el balón le cayó a Pulido, que se revolvió bien dentro del área pequeña, pero que no apuntó con precisión. Las fuerzas estaban equilibradas y, con las líneas de pase obstruidas por los dos equipos, daba la impresión de que el gol, si llegaba, sería a balón parado y de forma definitiva. Así fue.

En una falta lateral, Escassi batió de cabeza a Álvaro y puso el partido cuesta arriba al Huesca, que ya no pudo ni siquiera soñar con rescatar un punto. El miércoles volverá al calor del hogar, donde hastra ahora todo han sido noticias positivas, para recibir al Albacete.

Numancia 1: Dani Barrio; Álex Sola, Derik, Escassi, Héctor; Otegui (Kako, 86), Gus Ledes; Moha, Mateu, Nacho (Curro, 61); Higinio (Guillermo, 68).

SD Huesca 0: Álvaro; Miguelón, Josué Sá, Pulido, Luisinho; Mosquera, Mikel Rico, Juan Carlos (Cristo, 49); Raba (Sergio Gómez, 14), Ferreiro; Escriche (Okazaki, 73).

Goles: 1-0, min. 80: Escassi.

Árbitro: Trujillo Suárez (Comité canario). Amonestó a los locales Nacho (57), Sola (62) y a losl visitantes Ferreiro (45), Luisinho (47) Pulido (55).

Incidencias: Partido de la quinta jornada de Segunda División disputado en el estadio de Los Pajaritos ante 4.035 espectadores. Hasta Soria se desplazaron más de 1.100 aficionados azulgranas.

Etiquetas
Comentarios