SD Huesca

sd huesca

La SD Huesca se encomienda a San Lorenzo para que le guíe esta temporada

El club azulgrana ha realizado la ofrenda floral al patrón de la ciudad, “siempre presente” en el vestuario de los futbolistas.

Jugadores, técnicos y directivos del club, ante el patrón de la capital oscense.
Jugadores, técnicos y directivos del club, ante el patrón de la capital oscense.
SD Huesca

La basílica de San Lorenzo ha vuelto a acoger este jueves, una temporada más, a la familia de la Sociedad Deportiva Huesca. Plantilla, cuerpo técnico y trabajadores del club han realizado la ya tradicional ofrenda floral al patrón de la ciudad para agradecer los buenos momentos de la temporada pasada en Primera División y pedir su apoyo y protección en la que ahora comienza, con la ilusión del retorno a la máxima categoría.

El padre salesiano Josan Montull ha sido el encargado de celebrar el acto y ha dedicado unas palabras a la plantilla reunida, destacando la influencia de los futbolistas, especialmente entre los más pequeños, y su obligación de ejercer como buenos referentes para ellos. En la primera fila, el consejero delegado, Manuel Torres; los consejeros Agustín Pueyo y Pedro Ibaibarriaga y los técnicos Míchel Sánchez, Salva Funet y David Porcel.

Después de una pequeña introducción por parte de Agustín Pueyo, colaborador del club, sobre San Lorenzo y su historia, el capitán del equipo, Jorge Pulido, ha puesto voz a la plantilla para dirigirse al patrón. “Siempre presente en nuestro vestuario y en nuestras celebraciones, y al que pedimos que nos acompañe en esta temporada y sea uno más en nuestro equipo”, ha señalado. El central manchego ha querido “hacer partícipe a San Lorenzo de este reto tan bonito. Habrá momentos complicados para los que necesitamos el apoyo y la unión”.

Ha aludido a los nuevos jugadores, que “seguro que pudieron seguir ante el Deportivo su apoyo, el mismo que nos impulsa. Queremos volver aquí en junio con mucho que ofrecer”. Los encargados de llevar a cabo la ofrenda de flores bajo la imagen del santo han sido Martín Luna y Diego Luna, hijo y hermano, respectivamente, de Carlos Luna, trabajador del club recientemente fallecido. Tras este emotivo momento, la tradicional foto de familia he puesto el final a un acto ya ineludible para el club azulgrana.

Etiquetas
Comentarios