Despliega el menú
SD Huesca

sd huesca

En busca de experiencia para el banquillo

La SD Huesca persigue el perfil de un entrenador que conozca la Segunda División y que pueda encabezar un proyecto duradero en pos del regreso a la máxima categoría.

Un momento distendido durante la sesión de este jueves en el IES Pirámide.
Un momento distendido durante la sesión de este jueves en el IES Pirámide.
Pablo Segura

La Sociedad Deportiva Huesca tiene claro el perfil del entrenador que se sentará en el banquillo azulgrana la próxima temporada en Segunda División. El sucesor de Francisco Rodríguez debe contar con experiencia en la categoría de plata y aportar estabilidad a una parcela técnica que no la ha tenido en los últimos tiempos. El último entrenador que ha completado dos campañas consecutivas ha sido Antonio Calderón entre 2008 y 2010. Se trata de la decisión de la que puede depender el éxito o el fracaso del nuevo ciclo y, por ello, no quieren cometerse errores como los pasados.

Los dirigentes del club consideraban a Francisco un entrenador que podía gozar de recorrido en el Huesca. Le avalaba su buen trabajo en el Lugo y, antes, su papel en el Almería y el UCAM Murcia. Además, se encontraba libre después de un paso breve y frustrante por el Córdoba. Se le equiparaba en algún sentido, sbre todo en lo metodológico y anímico, a Rubi. El almeriense ha preferido marcharse pero permanecen sus métodos y una ética del trabajo que marcan los siguientes pasos a seguir.

Además, el mercado ofrece numerosas posibilidades; solo esta campaña se ha destituido a 17 entrenadores en la categoría de plaza y varios de ellos no tienen por ahora ningún compromiso para el curso que viene. El futuro técnico, en el que se trabaja desde el momento en que el director deportivo, Rubén García, conoció el "no" de Francisco, también contará con el consenso de los principales mandatarios de la entidad. No están dispuestos a que se repitan apuestas que no contaron con un favor unánime y salieron mal. Tampoco con preparadores que no estén a la altura del desafío que supone tomar las riendas de una plantilla que quiere regresar a Primera.

La gran cantidad de ceses que se han producido esta temporada en Segunda abre un abanico muy amplio de posibilidades. Entre ellos, los de nombres que ya han orbitado en un pasado reciente en torno al Huesca. Es el caso de José Luis Oltra, destituido el pasado fin de semana en el Club Deportivo Tenerife, o del propio Anquela, desplazado del banquillo del Oviedo el mes pasado. Preparadores con un amplio curriculum a sus espaldas carecen en este momento de destino: Natxo González (Deportivo, Real Zaragoza, Reus…), Juan Muñiz (Málaga), Paco Herrera (UD Las Palmas), Sandoval, Baraja, Etxeberria…

En otros ámbitos, Julio Velázquez no cumplió las expectativas en el Udinese italiano y fue destituido, mientras que no se ha aclarado por ahora el futuro de Fran Escribá en el Celta de Vigo. La dirección deportiva azulgrana tiene donde elegir y buscar la tan deseada estabilidad. Antonio Calderón sigue siendo el técnico con más encuentros en el club si solo se cuenta la actual etapa. Cumplió 106 entre sus dos primeras actuaciones en la categoría de plata y su regreso en la 2012-13 y hasta su cese. Le siguen en ese ránking Anquela con 76 compromisos, Manolo Villanova con 71, Luis García Tevenet con 65 y Onésimo con 59.

A falta de lo que suceda en el cierre de la campaña, Francisco ha dirigido a los aragoneses en 31 citas que presentan un balance de cinco triunfos, diez empates y 16 derrotas. Leo Franco acumuló hasta la octava jornada una victoria, dos tablas y cinco partidos perdidos. Rubi se mantiene, de momento, como el que presenta el mejor promedio: ganó casi la mitad de los compromisos (21 de 43), empató en doce ocasiones y cayó en solo diez para ascender.

Etiquetas
Comentarios