Despliega el menú
SD Huesca

Primer día de trabajo sin Pablo Insua

La SD Huesca ha regresado a los entrenamientos este martes para preparar el duelo con el Athletic. Ha faltado Jovanovic y Rivera se ha retirado con molestias musculares.

Enric Gallego, durante el entrenamiento de este martes en el IES Pirámide.
Enric Gallego, durante el entrenamiento de este martes en el IES Pirámide.
Rafael Gobantes

Una ausencia ha llenado la vuelta de la Sociedad Deportiva Huesca a los entrenamientos. Faltaba Pablo Insua, quien en los próximos días pasará por el quirófano para operarse de la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda que le hará perderse lo que resta de temporada. El hueco que deja es grande, por buen compañero y futbolista que transitó de la irrelevancia al carácter de imprescindible en los planes de Francisco Rodríguez. También, la relativa lejanía del partido del próximo lunes en El Alcoraz ante el Athletic (21.00) hace que el equipo azulgrana disponga de tiempo suficiente para reunir las energías necesarias para mantenerse en la buena dinámica y superar a los vascos ya sin el central gallego.

Sin Insua, como también sin Melero y Luisinho, los otros futbolistas que esta temporada han visto frenadas sus progresiones por culpa de lesiones de calado, ha regresado este martes al trabajo la plantilla azulgrana, que se ha ejercitado en un IES Pirámide donde los trabajos para acondicionar el campo anexo al que se utiliza habitualmente avanzan a marchas forzadas. Francisco se ha encontrado con otros dos inconvenientes de carácter leve: ha faltado el portero Aleksandar Jovanovic por enfermedad y el centrocampista Christian Rivera se ha retirado al poco de que arrancasen los ejercicios con molestias en el gemelo.

A priori, no peligran los concursos del serbio y el asturiano frente al Athletic y el técnico azulgrana dibuja en su libreta lo que puede deparar el choque con tres cuestiones fundamentales. Mantener la defensa de tres centrales depende en buena medida de la buena situación física de los jugadores disponibles a la espera de que se fiche a un cuarto: Etxeita, Pulido y un Adrián Diéguez que será titular por primera vez con el Huesca después de haberlo sido en seis ocasiones el curso pasado con el Alavés.

En el centro del campo, el retorno del venezolano Yangel Herrera tras su baja por imperativo contractual en Montilivi le devolverá al trivote que ya aparece muy asentado y que completan el citado Christian Rivera y Moi Gómez. La alternativa la representa Juanpi Añor. Arriba, Chimy Ávila se postula para acompañar en ataque a Enric Gallego. Sus tres goles en dos jornadas le han elevado al primer puesto de la tabla de anotadores del equipo y, probablemente, le hacen adelantar al colombiano en la rotación.

Gallego ha justificado en cuatro partidos las esperanzas depositadas tras su fichaje y ya es uno de los jugadores clave en la reacción. El gigante catalán, respetado y querido por compañeros y aficionados, ha analizado tras la sesión que “el equipo está haciendo buenos partidos y vamos a seguir trabajando en la misma línea para mantener la racha. Es el camino, sabemos que va a ser largo pero siguiendo así llegaremos a donde queremos”.

El ariete siempre prometió trabajo y lo está cumpliendo. En una semana larga, “los días de descanso han venido bien. Siempre hay aspectos que mejorar y trabajaremos para ello”. La alegría de los tres puntos de Gerona no pudo ser completa por la lesión de Insua y, contingencias aparte, “vamos para arriba. Es lo peor de todo, la mala noticia, y le deseo la recuperación más rápida posible. Le esperaremos con los brazos abiertos”. Gallego se ha entendido “bien” con Cucho y Chimy y “es decisión del míster” alinear a uno u otro.

Etiquetas
Comentarios