SD Huesca
Suscríbete por 1€

Rubi apuesta por la versatilidad en su plantel

El técnico ha optado por variar la posición de algunos de sus jugadores respecto a sus demarcaciones más frecuentes.

Luso (en primer término) durante el entrenamiento de ayer, ante Melero, Akapo y Pulido. ?Al fondo, Rubi dirige la sesión.
Luso (en primer término) durante el entrenamiento de ayer, ante Melero, Akapo y Pulido. ?Al fondo, Rubi dirige la sesión.
Rafael Gobantes

No aspira a tener un once tipo al que dar continuidad durante la temporada, ha reiterado Rubi en muchas de sus comparencias desde que aterrizó en El Alcoraz. Ya que asegura que los méritos y el trabajo diario son los que llevan a los jugadores a entrar y salir de su pizarra para cada jornada de competición. Por ello el técnico catalán ha apostado desde que llegó al Huesca por dotar de la máxima versatilidad posible a su plantilla, en lo que se refiere a poder desempeñarse en varias posiciones, con el fin de contar con diferentes opciones para todos los puestos, aunque de inicio ya estén todos doblados en efectivos.

Así, pese a haber disputado únicamente dos jornadas de la competición, más el trabajo de pretemporada, se ha visto ya varios movimientos de jugadores dentro de un claro sistema 4-2-3-1, en algunos casos más por necesidad y en otros apelando al experimento y a la manida fórmula de prueba-error, en busca de nuevas opciones que puedan ofrecer ciertas garantías a lo largo de un curso que se vislumbra largo. Rubi ya conoce de primera mano qué puede dar esta plantilla con un tipo de juego muy definido, porque lo demostró el pasado curso, por lo que eleva así la exigencia en busca de un plus en el rendimiento.

El primer movimiento de ese tipo llegó paralelo al comienzo de la pretemporada, pues desde los entrenamientos iniciales retrasó a Alexander González a la posición de lateral, donde había disputado algunos minutos el pasado curso y juega habitualmente con su selección. Aunque la relación del venezolano con el club parece tener las horas contadas, de no llegar a un acuerdo de venta o desvinculación antes del viernes, su participación sería en funciones defensivas.

De hecho, en la primera jornada, Alexander partió de inicio como lateral derecho, ya que Rubi optó por poner a Akapo –titular habitual en esa demarcación–, en la banda opuesta, en una posición inédita hasta ese momento para el jugador, más allá de los encuentros amistosos de pretemporada. Aunque cumplió en su tarea, se le vio menos cómodo jugando a pierna cambiada que en partido del pasado sábado frente al Lorca, cuando Akapo volvió el lateral derecho tras recuperarse Brezancic de su lesión.

Una segunda jornada que sirvió para ver también a Cucho Hernández retrasando desde el inicio su posición. Si en el partido de Soria partió como delantero centro, con Camacho de enganche, en El Alcoraz actuó él en la mediapunta, donde ya había jugado tras los cambios. El colombiano parece jugar con más soltura con un acompañante más adelantado, gracias en parte a un poderío físico que le lleva a buscar más balones fuera del área que esperar a que lleguen a esta.

Aunque comenzó de enganche, Cucho finalizó como 9, acompañado de Melero, que jugó por primera vez en muchos meses fuera del doble pivote. La salida de Aguilera junto a Luso llevó a Melero a adelantar su posición, y sin complejo asumió junto al colombiano las funciones de hombre de área, buscando su siempre aventajada cabeza. Rubi también cruzó de banda a Vadillo y Ferreiro respecto a lo habitual el curso anterior, en otra de sus pruebas, de las que el paso de las jornadas revelará el resultado.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión