Real Zaragoza

Real Zaragoza

Un trabajo a contrarreloj

En apenas dos semanas, la firma deportiva Mercury ha tenido que proporcionar al Real Zaragoza sus señas de identidad para la próxima campaña.

Un trabajo a contrarreloj
REAL ZARAGOZA

La camiseta para un club de fútbol es mucho más que un mero instrumento para la diferenciación entre los dos equipos que toman parte de un encuentro. Realmente, se trata de un símbolo. Prácticamente, una institución. La identificación física de un sentimiento profundo que, como tal, debe ser honrado en cada partido. Así se explica que sea vestida igualmente por futbolistas y aficionados. Un elemento común que une en el esfuerzo, la alegría o la pena por un resultado.

Tal carga simbólica conlleva, por lo tanto, una gran responsabilidad. Máxime cuando se trata de entidades de la historia e incidencia social del Real Zaragoza. Todo un reto, el de vestir al conjunto blanquillo, que la empresa aragonesa Mercury asumió en apenas dos semanas. Trabajo a contrarreloj que aún todavía continúa en sus instalaciones situadas en el polígono El Portazgo, a escasos kilómetros de La Romareda. El lugar en el que a mediados de agosto comenzarán a lucir sus creaciones.

Negociaciones rápidas

Todo comenzó a finales de junio. La noticia de que la filial española de la marca china Li-Ning, con la que el Real Zaragoza había acordado la esponsorización técnica para las próximas campañas, había entrado en suspensión de pagos dejaba al club zaragozano sin ropa oficial a escasos días de comenzar la pretemporada. Una llamada telefónica alertó a la empresa textil, que no dudó ni un momento en presentar su oferta.

“Nosotros habíamos ofertado en su momento, pero desde el club se decidieron por Li-Ning. Después, nos consta que fueron varios los fabricantes que se dirigieron al Real Zaragoza, pero el optó por nosotros. Supongo que por la mayor capacidad de maniobra que podemos ofrecer al ser una empresa local”, relata Gonzalo Laínez, administrador de Mercury. Así, el 2 de julio se cerró verbalmente el acuerdo entre ambas partes. Lo que vino después fue una serie frenética de reuniones que finalizaron 14 días más tarde en la presentación oficial de la que será la piel zaragocista para esta temporada.

Gestación y diseño

Así, el 5 de julio la empresa aragonesa presentó sus primeros bocetos en el club. Propuestas y modelos que, entre las dos partes, fueron perfilando hacia los diseños definitivos. Se cerraron el día 9, y el 13 se realizó la primera entrega de la ropa de entrenamiento.

Actualmente, los 28 trabajadores de Mercury son capaces de fabricar unos 200 conjuntos semanales. Hay que tener en cuenta que también sirven a otros clubes profesionales como el CAI Zaragoza o el Peñas Huesca, así como a otros equipos de base o amateurs. De momento, la fabricación íntegra va destinada a surtir al Real Zaragoza, que debe vestir a todas sus categorías.

La llegada a las tiendas se estima para mediados de octubre y el precio venta al público rondará los 60 euros. Antes, eso sí, estarán disponibles los modelos de entrenamiento y paseo, los cuales pudieron ser suministrados de manera más rápida al proceder del catálogo que la firma tenía en 'stock' cuando formalizó el acuerdo. Además, el proyecto de la firma deportiva es realizar también algunos productos de memorabilia como chaquetas, gorros o guantes. Complementos dirigidos a aquellos que apoyan al equipo desde la grada.

Etiquetas