Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

Real Zaragoza

Una brecha de cuatro puntos

El empate del Villarreal ante Osasuna, sumado al triunfo zaragocista, permite a los aragoneses soñar con la posibilidad de la permanencia.

Los jugadores hacen una piña para celebrar un gol ante el Athletic
Partido Real Zaragoza- Athletic de Bilbao_2
TONI GALAN/ A PHOTO AGENCY

 El Real Zaragoza está empeñado en lograr la salvación. A pesar de las muchas dificultades vividas o de los numerosos reveses que marcan su piel, el conjunto dirigido por Manolo Jiménez mantiene opciones matemáticas para continuar siendo un equipo de Primera División en el próximo curso. A falta de tres jornadas para el término de la temporada, los aragoneses divisan al Villarreal a cuatro puntos de distancia. Una carrera contra el tiempo que, en el caso de los blanquillos, no permite ningún paso en falso más. Ganar o Segunda, no hay más alternativas.

Evidentemente, la pelota se encuentra en el tejado de los amarillos. A pesar de pinchar este fin de semana ante Osasuna, partido en el que únicamente pudo lograr un empate, los de Lotina continúan dependiendo de sí mismos para asegurarse la permanencia. Así, las cuentas más sencillas hablan de que dos victorias del Villarreal supondrían su permanencia automática. Un 'handicap' demasiado alto para el competidor zaragocista, que debe rogar por, al menos, dos tropiezos más del 'submarino'.

Claro que, sobre el papel, el calendario de los del Madrigal no resulta sencillo. Éste miércoles, en la jornada aplazada, deben visitar El Molinón. Allí les espera un renacido Sporting, transformado de la mano de Clemente en un fiero rival que está decido a no dar su brazo a torcer. Posteriormente, los amarillos recibirán al Valencia, en lucha por la tercera plaza, y cerrarán hospedando al Atlético de Madrid, que, a expensas de lo que suceda en la final de Bucarest, todavía no posee asegurada su participación en la próxima edición de la Liga Europa. Sin duda, la competición que más alegrías ha proporcionado en los últimos años a los seguidores colchoneros.

Más tranquilos, aunque numéricamente alcanzables todavía, divisan el panorama Granada y Rayo. Los andaluces, que perdieron con el Levante, próximo rival zaragocista, por 3-1, gozan de una cómoda renta de cinco puntos. Una distancia amplia, aunque a efectos prácticas no muy diferente de la existente con el Villarreal. Su calendario, en principio, resulta complicado de valorar ya que, por ejemplo, deben recibir al Real Madrid en la penúltima jornada, exigencia que variaría en caso mas que probable de que los madridistas llegasen como campeones. Además, éste miércoles alojan al Espanyol y finalizan en el campo del Rayo. Los vallecanos, por su parte, poseen seis puntos más que el Real Zaragoza, por lo que alcanzarían la salvación logrando un único triunfo más. 

Etiquetas