Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

real zaragoza

Real Zaragoza, veterano de Segunda

El club aragonés buscará el ascenso en su novena temporada consecutiva en la categoría. Solo Alcorcón (12) y Lugo (10) encadenan más cursos seguidos en ella. 

Fútbol
Jim, en una sesión de trabajo en la Ciudad Deportiva.
Guillermo Mestre

El Zaragoza se prepara para afrontar su noveno intento de huida de la Segunda División, camino de la novena temporada consecutiva en una categoría que le ha echado las redes por encima. Desde el descenso de 2013, el equipo aragonés se enfrenta a su piedra de Sísifo, un castigo que alcanza ya casi una década y en la que el ascenso, la piedra que se ha empujado tantas veces hacia la cima, se le ha acabado cayendo especialmente en tres intentos: en 2015, en 2018 y 2020, cuando se clasificó para el play off.

Durante este periodo, al Real Zaragoza le ha apoderado una nueva realidad, condicionada por su lastre económico y las herencias del ‘agapitismo’ y muy alejada de su lugar histórico, convirtiéndose en uno de los veteranos de la categoría. El Zaragoza iniciará así su novena temporada consecutiva en Segunda, una vigencia ininterrumpida que solo superan otros dos clásicos de la división: el Alcorcón comenzará su duodécima campaña consecutiva, sin ascensos ni descensos, y el Lugo, la décima. Ambos equipos pelearon, curiosamente, la permanencia hasta la última jornada en el curso recién finalizado.

La Segunda División, en la última década, se ha convertido en una categoría de paso, con pocas trayectorias constantes. Exceptuando temporadas como la última -con el ascenso de dos de los tres descendidos (Mallorca y Espanyol) y el descenso de tres de los cuatro ascendidos un año antes de Segunda B (Sabadell, Logroñés y Castellón)-, la tendencia ha sido de ascensos y descensos muy abiertos y repartidos. El llamado ‘equipo ascensor’, de descenso y ascenso inmediato, ha perdido presencia. Por ejemplo, el Real Zaragoza tendrá la próxima temporada como compañeros de viaje a nueve equipos que han militado en Primera en su actual ciclo en Segunda. Es decir, nueve rivales que sí ascendieron: Valladolid, Éibar, Huesca, Girona o Rayo Vallecano (juegan la final del play off, ambos ya ascendieron en temporadas previas), Leganés, Almería, Sporting, Málaga y Las Palmas.

Llama la atención que, además de Alcorcón (12), Lugo (10) y Real Zaragoza (9), solo otros tres equipos enlazarán la próxima temporada más de cinco años seguidos en Segunda: Tenerife (9), Almería (7) y Oviedo (7). Los casos del Tenerife y el Oviedo son, además, particulares, pues recalaron en la categoría desde ascensos a Segunda B. Tenerife no pisa Primera División desde 2010 y el Real Oviedo desde 2001.

Después, del resto de los próximos competidores del Real Zaragoza, el equipo con más años ininterrumpidos en Segunda es el Sporting (5), seguido de Las Palmas (4), Málaga (4) Rayo o Girona (3), Mirandés (3), Fuenlabrada (3), Ponferradina (3), Cartagena (2) y Leganés (2). Después del descenso, vuelven a la categoría Huesca, Valladolid y Éibar, y los cuatro recién ascendidos son novatos en el actual formato del fútbol profesional: Amorebieta, Ibiza, Real Sociedad B y Burgos CF.

A primera vista, la categoría baja su exigencia algún escalón respecto a temporadas recientes. El Valladolid, por historia, masa social y capacidad económica, será el equipo más poderoso. Contarán también con ayuda económica por el descenso el Éibar y el Huesca. Almería, en su nuevo asalto multimillonario a Primera y el equipo que no ascienda de Girona y Rayo Vallecano completan los favoritismos principales. Por su parte, el Leganés deberá adaptarse a un nuevo escenario salarial tras no subir a la primera, situación siempre compleja.

El Zaragoza iniciará una nueva temporada en Segunda, un curso que se presenta, sobre el plano, algo más abierto. En los últimos ocho años, el equipo aragonés rozó el ascenso en tres ocasiones. En 2015, tras ser sexto, con Ranko Popovic en el banquillo, se quedó a siete minutos de Primera en la final del play off contra Las Palmas, tras eliminar en la primera ronda al Girona en una histórica remontada. En 2018, tras una escalada sobresaliente en la segunda vuelta con Natxo González, el Zaragoza fue tercero, se le escapó el ascenso directo porque su reacción se postergó un par de jornadas o porque la liga no duró un partido más, y en la promoción se fue fuera en el primer cruce, contra el Numancia. Y en 2020, cuando el ascenso directo tomaba cuerpo, la pandemia coronavirus cortó una trayectoria sólida que, a la vuelta del fútbol, el técnico Víctor Fernández no acertó a reconducir. Se perdió un colchón de cinco puntos, varias oportunidades de asaltar el ascenso directo y en la promoción el Elche se impuso en la primera eliminatoria.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión