Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

real zaragoza

Adrián González levanta el vuelo

Autor de un gol contra el Almería en su segundo partido seguido como titular, el centrocampista madrileño gana relevancia como pieza del plan de ataque de JIM para el Real Zaragoza. 

Foto del partido Real Zaragoza - Almería, jornada 34 de Segunda División
Foto del partido Real Zaragoza - Almería, jornada 34 de Segunda División
@RealZaragoza

“No he venido aquí a pasar el rato”, dijo hace unos días. “Quiero ser importante”, avanzó. “Deseo participar, jugar ahora no es ningún marrón para mí”, aseguró. De este modo, Adrián González le puso palabras a la valoración de su primera titularidad, en Fuenlabrada. Después de una temporada quebrada por las lesiones y un papel residual en las últimas semanas, el centrocampista, fichaje de poso por su trayectoria y experiencia, describió sus sensaciones con una rueda de prensa poblada de sentido profesional, respetuoso inconformismo y propósitos ambiciosos. Dicho y hecho: Adrián repitió titularidad contra el Almería y se agregó un gol a su carta de la temporada, con un cabezazo que desvela que sigue siendo un futbolista de llegada, oportuno en el área, con destreza en el juego aéreo y astuto en los metros finales.

Atributos, todos ellos, que JIM siempre tuvo en cuenta en sus primeras semanas al frente del equipo, cuando Adrián se desenvolvió con revulsivo de carga al área rival. Sin embargo, conforme el Real Zaragoza ha evolucionado a un fútbol de máxima protección, con la defensa bien ordenada y metida en su campo y unos mecanismos de ataque basados en el juego directo y vertical, Adrián ha ganado valor en la segunda línea, como enlace entre los mediocentros y el delantero.

El gol contra el Almería se une al que marcó al Málaga también en La Romareda, otro tanto rematado llegando desde atrás, apareciendo, moviéndose a las espaldas de las defensas rivales. Dos goles en dos ratos, una eficacia que confirma que Adrián no ha perdido ese olfato final que ha distinguido su carrera, con una extensa hoja de servicios en Primera División en clubes como el Getafe, el Racing, el Rayo Vallecano, el Elche, el Éibar… En su etapa en el Málaga, especialmente en su último año allí, el pasado, Adrián retrasó algo su posición gracias a su abanico de recursos para jugar con funciones más organizativas: su buen pie, sentido posicional, rango de pase… Sin embargo, en el Zaragoza, Juan Ignacio Martínez tiene clara cuál es la franja del terreno en la que multiplica su impacto y cuál debe ser su prioridad cuando el equipo tenga la pelota en el último tercio: atacar el área. Le ha rescatado como llegador en un equipo que explota el juego aéreo y el cabezazo como uno de sus principales recursos ofensivos. 

A punto de cumplir los 33 años, Adrián González aporta también una voz experta, con oficio, veterana, muy esencial en un momento de la temporada en el que el Real Zaragoza se jugaba su destino. Saber jugar los partidos de carga vital no está al alcance de cualquiera. Adrián conoce los entresijos de ese tipo de duelos. Juan Ignacio Martínez observa en él también un elemento relevante en ese sentido en estos momentos de tanta trascendencia, así como una garantía en los lanzamientos de penalti -es un especialista-: contra el Fuenlabrada, él hubiera sido en ejecutor en lugar de Tejero de haber estado sobre el campo. 

De momento, la apuesta del técnico por Adrián está siendo satisfactoria gracias a esa determinación del futbolista madrileño. El juego aún le pasa al lado demasiado rápido, un déficit de ritmo también inducido por la falta de partidos y continuidad. Pero en el Zaragoza actual, un Zaragoza de mecanismos ofensivos simples y poca aceleración con la pelota, lo importante es la concreción: y Adrián, con su llegada, la ofrece.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión