Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

Kagawa rescinde su contrato y abre la puerta al Zaragoza al fichaje de un extremo

El club y el japonés pactan un acuerdo para su salida y la entidad ya peina el mercado en busca de un atacante de banda que remate la plantilla. Clemente puede irse al Logroñés. 

Real Zaragoza
El zaragocista Kagawa, en una imagen del encuentro ante el Nástic de Tarragona.
Laia Solanellas

A falta de su confirmación oficial, el Real Zaragoza y Kagawa ya tienen un acuerdo para la rescisión de su contrato, desvinculación que abre la puerta a que el club aragonés acometa antes de la medianoche del lunes el fichaje de un extremo que remate la plantilla.Finalmente, Kagawa ha aceptado la propuesta del Zaragoza de percibir el salario de su último año de contrato (en torno al medio millón de euro) repartido en tres plazos, aunque el club ha logrado incluir una cláusula: solo le pagará al japonés la diferencia entre lo que vaya a cobrar en su nuevo equipo -evidentemente si su remuneración es inferior- y lo que debía ingresar del Zaragoza en el curo 2020-2021.

Es decir, si Kagawa, en su nuevo equipo, acuerda un contrato, por ejemplo, de 200.000 euros para la próxima campaña, el club aragonés le compensará con unos 300.000 euros a satisfacer en tres plazos. El Sabadell es el destino mejor colocado para incorporarlo.

Kagawa ha aceptado diferir el abono de su finiquito, cuestión que alivia la obligación de pagos del Real Zaragoza, interesado desde un principio en que el japonés aceptara la carta de libertad y habilitara la totalidad de su salario. Sin embargo, esto no ha sido posible ante el escaso mercado que Kagawa posee en España, donde desea seguir. Sus agentes han recibido importantes ofertas del fútbol asiático, pero el jugador considera que no es momento de salir de España y quiere encontrar un equipo, algo que, hasta el momento, no se ha producido. Ni en Primera División ni en Segunda, más allá de una oferta del Logroñés, el fuerte interés del Sabadell y otros tanteos menos, ha hallado Kagawa un acomodo.

El mediapunta japonés tenía firmados para la próxima temporada en torno a medio millón de euros de salario, un sueldo que, en el Real Zaragoza, se considera elevado de acuerdo al rendimiento ofrecido por el futbolista en su primera temporada en España -fue suplente habitual con Víctor Fernández, el entrenador que impulsó su fichaje- y también excesivo de acuerdo al rol que ocupa en la plantilla, en la que Rubén Baraja no le ve encaje táctico. Las negociaciones siempre han girado en torno a resolver el contrato íntegro y en ningún momento se han tratado posibles ajustes salariales, en parte, también, porque la salida de Kagawa, además de por una cuestión económica y deportiva, responde a un asunto administrativo, pues el japonés ocupa plaza de extracomunitario.

El Zaragoza ya resolvió el viernes este trámite, dando de baja Kagawa e inscribiendo en su lugar al uruguayo Toro Fernández para que pudiera debutar contra Las Palmas.

Con la salida de Kagawa, al Real Zaragoza se le abre la puerta del mercado siempre y cuando la normativa salarial de LaLiga le habilite. El objetivo prioritario es el fichaje de un atacante de banda, un extremo que complete así esa posición en la plantilla.

Con esa incorporación, el Zaragoza cubriría los flancos ofensivos con Zanimacchia, Raí, Bermejo (los tres pueden jugar en ambos costados), el posible fichaje para el extremo, además de los recursos de James, Buyla o Pep Chavarría. Con Papunashvili, extremo en sistemas con tres atacantes, el cuerpo técnico piensa más bien como segundo punta del 4-4-2.

Clemente puede salir cedido al Logroñés

En principio, debido a lo ajustado de la masa salarial disponible para esta temporada, no se afrontarían más incorporaciones, no habría margen para más, incluso si acaba produciéndose la salida de Enrique Clemente. El central zurdo tiene una oferta de cesión del Logroñés y ese será su destino si el Real Zaragoza decide finalmente sacarlo bajo esa fórmula para que tenga continuidad (es el cuarto en la jerarquía de Rubén Baraja en la posición). Su salida apenas liberaría un salario lo suficientemente importante como para cubrir esa plaza con un central de mayor rango, por lo que Alejandro Francés ocuparía un doble rol de teórico cuarto central y alternativa de Vigaray en el lateral derecho.

Etiquetas
Comentarios