Real Zaragoza
Suscríbete por 1€

real zaragoza

Segundo día de pruebas médicas, esta vez las ordinarias en el Hospital Quirón

La plantilla del Real Zaragoza, una vez invertido el lunes en los test PCR de covid-19, dedica la jornada del martes a las habituales revisiones previas al inicio de cada pretemporada.

Cristian Álvarez, el portero titular del Real Zaragoza, en las pruebas médicas llevadas a cabo a lo largo de toda la mañana de este martes
Cristian Álvarez, el portero titular del Real Zaragoza, en las pruebas médicas llevadas a cabo a lo largo de toda la mañana de este martes
Tino Gil/Real Zaragoza

El segundo día de la pretemporada oficial del Real Zaragoza sigue centrando la actualidad fuera del césped de la Ciudad Deportiva, pues el foco de atención sigue siendo el apartado médico. Si en la vuelta de todos los jugadores al trabajo común, el lunes se dedicó a los test PCR de covid-19 -prioritarios y obligados tras dar positivo el nuevo entrenador, Rubén Baraja, la semana pasada-, la jornada del martes transcurrió en toda la matinal en los boxes del Hospital Quirón. 

Allí, uno por uno tras la correspondiente cita previa, los futbolistas del equipo aragonés fueron pasando por las habituales pruebas que, en años de normalidad, daban paso a los primeros entrenamientos. Exámenes ordinarios, con extracciones de sangre, muestras de orina, electrocardiogramas, test antropométricos para medir el volumen de grasa corporal, control de peso y demás parámetros que, con el paso de las semanas y del curso, sirven de sostén para el control y mejora de cada uno de los jugadores en cada momento de la competición. 

Es decir, lo que debió ser el primer paso, esta vez, en tiempos de pandemia mundial de coronavirus, se ha convertido en el segundo en el caso del Real Zaragoza, una vez más afectado por una incidencia o percance extraordinario: el positivo de Baraja, su nuevo conductor técnico en el vestuario, que sigue aislado en su domicilio en cuarentena.

En el centro hospitalario, próximo a La Romareda, se han ido dando cita todos los componentes de la actual plantilla, incluido en italiano Luca Zanimacchia, que está pendiente de que se haga oficial su cesión desde la Juventus de Turín para ser presentado en el estadio y dar carta de conformidad a su refuerzo, aún no confirmado por estar falto de la última documentación que ha de llegar desde Italia. La única ausencia, según lo previsto, fue la de Shinji Kagawa, todavía en Japón con permiso del club para demorar su vuelta. 

Si nada se tuerce, tras este doble episodio sanitario en el seno del plantel blanquillo, será en la tarde de este martes, 1 de septiembre, cuando, a partir de las 18.00 y de forma individualizada, lleven a cabo la primera sesión de entrenamiento de lo que es, oficialmente, la pretemporada de la campaña 2020-21. Nada de fútbol, nada de balón, nada de ejercicios tácticos o técnicos. Por ahora, eso es imposible. El protocolo de La Liga y del Gobierno de Aragón, que se volvió a aplicar de inmediato al conocerse el miércoles pasado el positivo del entrenador, Baraja, impide que el Real Zaragoza pueda trabajar con cierta normalidad al menos hasta el viernes, día 5.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión